Home

      Comment post English
x

Select your language

EnglishEspañol

Mario Pergolini


9 people like this
Mario Pergolini



Biography

Conductor de radio y televisión, productor, exitoso empresario, eterno adolescente rebelde, rockero de alma, hombre de familia, el señor radio. Mario Pergolini es hoy día uno de los hombres más importantes de los medios en Argentina y en Latinoamérica; un referente de adolescentes, jóvenes periodistas, empresarios, entre otros. Desde sus comienzos mostró una manera distinta de hacer radio y televisión y finalmente logró modernizar a estos medios; dejando su característico estilo en sus programas, que hoy se consumen no sólo en Argentina sino que en todo el mundo.

LOS PRIMEROS AÑOS, SU INFANCIA

Nacido el 3 de Julio de 1964 bajo el nombre de Mario Daniel Pergolini en la Clínica de Obstetricia de la Ciudad de Buenos Aires, Argentina. Mario es el segundo hijo de Edmundo Silvestre Pergolini y Beatriz Mancione. Es hermano menor de Sandra Pergolini, quien es un año y medio más grande que el.

Su madre es ama de casa y gran amante del tango, mientras que su padre diseñador de motores y máquinas industriales.

Edmundo, su padre, es aficionado a la pintura y la música clásica; de ahí se podría decir que proviene el gran amor heredado por la música de Mario Pergolini, aunque proyectado en su caso en el Rock, con una fuerte tendencia hacia el Rock pesado; por su declarada admiración por bandas como AC / DC y Metallica entre otras del género. También parece haber heredado de su padre el amor por las máquinas, salvo que en Mario se ha traducido más al mundo de la electrónica e informática.

Proviene de una típica familia argentina de clase media, radicales y con una fuerte tendencia anti-peronista. Su padre es nacido en la ciudad de Junín, Provincia de Buenos Aires. Se caracteriza por ser una persona multifacética, minuciosa y muy preparada, dominando amplios conocimientos del mundo técnico y artístico. Entre otras cosas, es conocido por ser fundador del Coro de Junín, reflejandose en este hecho su amor por la música; así como ser el inventor de la lapicera modelo 303, siendo empleado de Sheaffer, lo cual refleja su matiz técnica; sin embargo su condición de relación de dependencia con esta empresa lo privó de conservar la patente de su propio invento. Durante muchos años fué gerente de aquella empresa. También era socio del Club de Planeadores de su ciudad de origen. Además, según declaraciones de Mario, se caracteriza por ser un ávido lector además de cantar.

Durante sus años de niñez, el contacto de Mario con Junín era constante, dado que todos los veranos la familia pasaba las vacaciones en aquella ciudad, donde solía ir a pescar frecuentemente con su padre a la laguna Gómez así como pasar los carnavales en la cercana ciudad de Lincoln.

Su madre es oriunda del barrio de Barracas, zona tradicional y de tangos por exelencia. Así mientras el padre le hablaba de "El arte de amar", de Erich Fromm, ella de los valores de la calle y el barrio; mientras el escuchaba a intérpretes de música clásica como Gustav Mahler y a Berlioz, ella escuchaba los tangos de Discépolo.

Durante toda la infancia y adolescencia de Mario, la familia Pergolini vivió en San Isidro y Martinez, donde también cursó su primaria completa en el Colegio de Santa Isabel de la zona de San Isidro.

Según sus propias declaraciones, su infancia se marcó por la rigurosidad y limitaciones con la que fué criado, especialmente por parte de su padre que al parecer ejerció una educación de caracter conservador en Mario. Por ejemplo solía decirle a su hijo que nunca entraría una pelota de fútbol en su casa. Confiesa que una vez lo vió jugar y dijo - Mejor que no haga nada. El mismo la ha llegado a calificar como una infancia "poco feliz". Sin embargo aún así reconoce algunos buenos momentos, como los relatos de su padre, quien según Mario tiene una manera de contar las cosas muy atractiva y eso le fascinaba.

A pesar de todo la familia se mantenía unida de una u otra forma y las actividades familiares eran varias, incluyendo comer todos juntos, o pasar los fines de semana en el Tigre o de campamento; pero como se mencionó antes, siempre todos juntos.

Otra característica de su niñez era la soledad y la poca cantidad de amigos, siempre uno o dos amigos por vez. Entre sus pasatiempos se incluía la música, pero lo curioso es que hasta los 12 años de edad lo que más escuchaba era música clásica. En este gusto se nota la influencia artística de su padre, dado que este es gran amante de ese género musical. Entre sus predilectos se incluía la Sinfonía del Nuevo Mundo, del compositor checo Antonín Leopold Dvorák o compositores como Chaicovski. Otro género que amaba era el jazz, habiendolo descubierto en su pubertad y primeros años de adolescencia a través del famoso músico Pat Metheny y del grupo de jazz rock fusión Yellowjackets.

Otra cosa durante estos años, además de la música, que marcaría a Mario para siempre sería la radio. Beatriz, su madre, era una ávida oyente de Juan Alberto Badia, Graciela Mancuso, Hector Larrea, Juan Carlos Mareco o Maria Sanchez, entre otros. Estos influyeron en construir gran parte de su amor por la radio, que hasta el día de hoy sigue más vigente que nunca.

Pasaba gran parte del tiempo solo, se aislaba del resto de los niños de la escuela y se destacaba por ser distinto a los demás, tanto que confiesa no tener buenos recuerdos de la escuela. Tampoco era de practicar deportes, actividad que suele convertir en populares a los niños que sí lo hacen. Era un chico muy imaginativo, fantasioso y de muchas ocurrencias; uno de sus entretenimientos favoritos, por aquellos años, incluía simular a ser un locutor de radio; en lo que solía grabar en casetes su voz, la cual sobreponía en temas musicales a los cuales supuestamente emulaba presentar como se hace en la radio.

LOS AÑOS TURBULENTOS, LA REVOLUCION

Si sus primeros años se caracterizaron por el aislamiento, lo poco convencional, la educación rígida y conservadora ejercida sobre él, los pocos amigos; la siguiente etapa de su vida sería todo lo contrario; se la podría calificar como una aventura en la que descubriría rápida y violentamente todo tipo de cosas, una detrás de la otra; personas nuevas, amigos, experiencias, logro de los primeros sueños, fueron años turbulentos, pero divertidos, de formación en la vida pero paralelamente de revolución.

Si esto fuese una película, la primer etapa estaría acompañada todo el tiempo de música clásica de fondo, mientras que a partir de ahora todo cambiaría hacia el rock, mucho rock. Este género haría juego no sólo con el nuevo gusto musical que Mario descubriría por estos años, sino que también con su ritmo de vida extremo.

Hasta los 12 años su apacible, aislada y semifantasiosa vida llegaría a un alto. Esto en parte se daría de la mano de su descubrimiento del rock. Hasta esa época eschuchaba pura música clásica; pero luego comenzaría a escuchar jazz, de lo cual le atraía al igual que en la música clásica su virtuosismo; de ahí al rock sólo quedaba un paso.

Un día a los 12 años descubriría Pink Floyd, grupo británico que a través de su disco de 1973 - The Dark Side of the Moon (La Cara Oculta de la Luna) - le presentaría a Mario, a modo experimental, el mundo del rock; más tarde a los 14 años de edad, escucharía un tema de Deep Purple, de su album de 1972 Machine Head, - Highway Star (Estrella en el Camino) - que finalmente lo introduciría para siempre en el rock y que en parte le cambiaría la vida. Vale hacer notar la similitud de una parte de este tema con Bach; lo cual se podría considerar como una cómoda y amplia puerta de entrada a este estilo para alguien que había escuchado toda su vida música clásica. Desde entonces Beethoven, Dvorák, Chaicovsky, entre otros, le darían paso a un sin fin de grupos e intérpretes del mundo del jazz y rock, con mayoría de este último.

El sentía que debía cambiar su vida, que seguir aislandose o ser "un bicho raro", como el define, no lo iba a ayudar a salir adelante en esta etapa de su vida, la adolescencia; el rock era una oportunidad de cambio. Fué como amor a primera vista, el rock y Mario estaban hechos el uno para el otro. Desde que comenzó a escucharlo se sentía identificado con este estilo y estaba seguro que de aquí en adelante su vida estaría cercana al rock, que el quería ser este rock sin importar si lo llevaría por mal o buen camino; era un amor incondicional

Era el período 1978-1980, tiempos difíciles para todos, la Argentina pasaba por el peor momento de sus útlimos 100 años de historia, se encontraba bajo una terrible dictadura que azotó el país desde 1976 a 1983. Así como el país luchaba por conseguir su libertad, Mario por su parte lucharía para obtener la suya propia y la música y el amor por la radio serían las dos herramientas que lo ayudarían a lograrlo.

A partir de aquí la vida le deparaba todo tipo de sorpresas que irían llegando una detrás de la otra y de manera interminable; conocería nuevas personas, nuevas experiencias; nuevos mundos, tanto de aprendizaje como de excesos de todo tipo; llegaría la liberación de todo el potencial de Mario, acumulado durante tantos años dentro de el y que sólo era explotado en forma simulada en sus mundos de fantasía completamente internos. Mario descubriría al mundo y éste a Mario.

Al terminar la primaria en la escuela Santa Isabel pasó a hacer la secundaria en el colegio La Salle en la zona de Florida en Vicente Lopez; a esta misma institución asistía también otro paradigma de los medios de comunicación en Argentina, Jorge Rial, dondo lo conocería. Según admite, no tiene tampoco gratos recuerdos de sus años en esa escuela, en parte seguía sintiendose segregado del resto.

Por entonces comenzó a faltar a clases, "hacer la rata", como se suele decir en Argentina; se escapaba con nuevos amigos y conocidos de ámbitos extra escolares, ahí conoció la calle, gente más grande y con más experiencia; personas con las que convivía en una forma algo más marginal de lo que encontraría en otros entornos en los que no había encajado socialmente. También a los 14 comenzaría a fumar Marihuana y más tarde un etapa experimentando con otro tipo sustancias ilegales; hábitos que dejó con el tiempo y en los que declara nunca más haber recaído, aún más desde que formó una familia.

Esos cambios en su vida también lo acercaron a actividades más mundanas, como el fútbol, del que terminó haciendose fanático (cabe aclarar que Mario fué toda la vida fanático del club de Boca Juniors). El mundo del rock lo ayudó también a descubrir la tecnología, algo que también terminaría fascinando desde entonces al joven adolescente; aunque por ese entonces el acceso a esta era muy caro, el pudo llegar a tener un grabador en el que podía grabar todos sus temas favoritos.

Eran días en los que se pasaba horas y horas escuchando una y otra vez toda la nueva música que había descubierto; había tanto por conocer que no alcanzaba el tiempo. Todo tipo de bandas y ritmos, éxitos del momento y no tanto, a su vez quería descubrir lo que se perdió hasta entonces y escuchaba algunas bandas fuera de moda ya por esos días, como Led Zeppelin o que no seguían en actividad, como los Beatles, a los cuales descubrió a través de su hermana Sandra a los 14; pero como el declara, en la época que Zeppelin estaba en pleno auge el escuchaba otro tipo de música.

También lo sorprendería la llegada del Walkman por esos años (Sony comenzó su comercialización en 1979); la capacidad de caminar e ir escuchando música por la calle para el significaba algo más, algo que le hacía sentir que se venían tiempos de cambios abruptos en materia de individualización de tareas y labores; era como si presentía que se vendrían cosas como la computadora personal, el modem, la telefonía celular, internet, la estandarización de dispositivos que antes sólo estados, empresas o magnates podrían comprar; las tareas desde el hogar; el cine hogareño, el acceso masivo a la información, etc. En otras palabras, la unificación y globalización del mundo pero a su vez el aislamiento de las personas tras su máquinas digitales que administrarían sus vidas. Y si había algo de lo que sabía mucho Mario, por sus experiencias pasadas, era de aislamiento. Era una especie de previsor. El mismo ha admitido que estar rodeado de máquinas y botones lo hacen sentir a gusto; ama la tecnología.

Mario tenía además una particularidad que lo hacía especial; tenía la gran capacidad de llevar sus mundos de fantasía al mundo real intentando hacer creer a los demas que eran ciertos; obviamente en palabras más comunes se diría que era mentiroso y no es una exageración decir que cuanto mas pasaba el tiempo sus mentiras piadosas infantiles se fueron convirtiendo en mentiras de mayor peso, las cuales eran cada vez más frecuentes. Así se fué convirtiendo en un mentiroso compulsivo. Llegó un momento en el que la mayoría de las cosas que decía eran mitos. En palabras de el llegó a asegurar que - el 90% del tiempo decía mentiras y el otro 10% dormía -. Esto podía ser perjudicial, pero si se le ve el lado optimista podría llegar a explotarlo, como capacidad narrativa, utilizandolo en lo que se vendría pronto, su incursión en el mundo de los medios.

Sería a los 16 que llegarían sus primeras experiencias con los medios y más precisamente con su predilecto, la radio. Esta otra herramienta, junto a la música, su capacidad narrativa y la tecnología, le permitiría explotar todo ese potencial creativo que tenía. Durante quince días se escapó de la escuela para ir a visitar los estudios de radio Belgrano.

Mario sabía que con sus, para entonces, amplios conocimientos de música, su capacidad de relatar historias y la seguridad de haber encontrado la clave de lo que la gente realmente quería escuchar, podría contribuir en el mundo de la radio o incluso cambiarla modernizandola, adaptandola a lo que se vendría.

El necesitaba trabajar en la radio y mostrarle a la gente la música que escuchaba y que no se pasaba por las emisoras, pero que al conocerla haría que los radioescuchas se multipliquen. El estaba seguro que lo que se hacía en los programas de música estaba mal hecho y debía convencer a las emisoras de esto. Además, quería contar historias. Sus ganas de compartir sus fantasías, sus mentiras con el mundo y convertirlas en algo más concreto a través de una señal de ondas electromagnéticas, no lo harían detenerse hasta lograrlo.

Solían decirle que sería un inutil toda la vida, que al no estudiar o no importarle una carrera no le iba a ir tan bien en la vida y que escuchar la radio no lo beneficiaría en nada. Pero estaban equivocados, ya que lo de el era verdadera vocación.

Fué así que consiguió a los 16 su primer trabajo en radio Belgrano. Pergolini convenció al director de la estación y este le dió un trabajo atendiendo teléfonos, limpiando los estudios y otro tipo de tareas de mantenimiento, asistencia y servicios; a cambio de estas labores le daría un programa. El primer programa en el cual participaría sería Todo Mal, junto a Alejandro Rozitchner, un por entonces filósofo recién recibido que daba también sus primeros pasos en los medios. La participación de Mario en el programa era mínima al principio y limitada a presentar temas o nombrar los temas que pasaron. Así fueron los comienzos, de aprendizaje.

También durante muchas noches solía ir a ver en radio FM del Plata a su gran ejemplo a seguir, Lalo Mir; con quien años después compartiría el lugar de trabajo.

Pero tantas experiencias, escapadas, mentiras y cambios juntos no le serían gratuitos, ya que tanto tiempo dedicados a estas nuevas actividades extracurriculares lo harían desatender sus estudios. Paralelamente las reacciones por parte de sus padres no tardarían en llegar. Las consecuencias de tanta desatención a los estudios lo llevaron a una seguidilla de circunstancia poco felices en lo relacionado a su vida escolar.

En Diciembre de 1981, cursando cuarto año, tanta desatención a los estudios lo llevaron a deber varias materias; entre las cuales se incluía Castellano. El día que le tocaba dar el examen de esa materia, el no se presentó y al regresar a la casa, Beatriz su madre, le preguntó como le fué en aquel examen y sin titubearlo le mintió asegurando que le fué bien, aún sin haber asistido. Dudosa la madre de la respuesta de su hijo, por no coincidir con cierta información del parte de asistencias y materias que se entregaba en las escuelas; sumandole el hecho de tener un prontuario escolar bastante en rojo por su conducta y poco interés en los estudios; decide que el padre intervenga en la situación y acompañe a Mario a la escuela para hablar con las autoridades acerca de la omisión en el parte escolar del los resultados de dicho examen.

Ya camino a la escuela, mientras iban en el coche de la familia, de marca Rambler; su padre, dudoso de la afirmación de Mario de haber concurrido al examen, decide darle una oportunidad para retractarse de cualquier posible mentira preguntandole si realmente había dado el examen; su hijo firme defensor de su mentira, decide estirarla lo más posible, respondiendole afirmativamente. Una vez que llegaron, antes de ingresar al colegio, por las dudas, le vuelve a dar una segunda chance de arrepentirse en caso que su historia sea falsa, preguntandole si estaba todo bien para entrar y protestar con derechos ante las autoridades del instituto educativo tal error en el parte escolar. Marió igualmente defendería su historia hasta el final, aún a riesgo de cualquier castigo.

Una vez dentro Edmundo, su padre, pide que se verifique y corrija el parte con la información del examen que su hijo, supuestamente había pasado exitosamente. La respuesta fué clara y rápida por parte de una de las autoridades; que el alumno Pergolini no había concurrido. Mario como último recurso disponible acude a su última posibilidad de salir airoso de tan grave situación, contestando textualmente - No puede ser, hay un error! -. La reacción por parte de su padre no tardó en llegar, dado que a los pocos segundos de tal respuesta, la mano de Edmundo estaría aterrizando en la cara de Mario, con lo cual lo derribó sobre uno de los muebles de la rectoría. Acto seguido y con el consentimiento (poco pedagógico) de tal reacción por parte de un sacerdote de la institución, presente en la escena, Edmundo lo lleva de manera brusca hasta el automóvil, lo sienta en la parte trasera y durante todo el viaje lo amenaza haciendo uso de todo tipo de vocablos poco favorables para el joven Mario acerca del castigo que se le vendría.

Sin embargo el castigo duraría todo el verano, puesto que los padres decidieron encerrarlo por tres meses sin poder salir a la calle, pudiendo ver a sus amigos únicamente en el patio los mediodías. A pesar de todo repetió cuarto año en la escuela, a raíz de lo cual los padres lo cambiaron de colegio a otro de curas, finalmente y luego de tantas peregrinaciones de institutos educativos decide que la tecnología es lo suyo, por lo tanto le pide a los padres que lo anoten en una escuela técnica; donde tampoco la pasaría tan bien con sus compañeros ya que ante cualquier problema no dudaba en defenderse y hacer valer sus derechos con las manos, aunque como el dice a lo que más le temían era a su ácida lengua que tanto lo caracteriza. Sin embargo, Mario terminó sus estudios secundarios recibiendo el título de técnico electromecánico.

LOS AÑOS 80, LA LIBERACION Y SU LLEGADA A LOS MEDIOS. LA MODERNIZACION DE LA RADIO

Eran los primeros años de la década del 80 y se venían cambios en la Argentina que repercutirían en todos los sentidos, en su pueblo, en la manera de hacer política y por su puesto en los medios. Se venía una nueva camada de jóvenes, con ideas frescas, que años más tarde serían los jóvenes empresarios que hoy manejan la poderosa industria de medios de argentinos. Entre estos se encontraba Mario, uno de los visionarios que cambiarían la radio y la televisión para siempre, modernizandola.

Pero antes tuvo que pasar por varias etapas. Ya por los años 81 y 82 trabajaba en radio Belgrano como asistente y tenía participaciones en el programa de Alejandro Rozitchner.

Ya por el 82 comenzaba el final de la peor y más tétrica etapa de la historia argentina de los últimos 100 años. Comenzaba la liberación del pueblo de una dictadura dura y sin piedad. También se venía la liberación de todo el potencial de Mario.

Así como muchos otros jóvenes de la época que comenzaban a militar en política en esta nueva etapa de democracia que comenzaría en 1983, Pergolini también. Sólo que su paso por el mundo de la política fué breve, puesto que se dió cuenta que la estructura o maquinaria de gestión que se estaba formando no coincidía con su forma de pensar y mucho menos con la ideología que muchos de estos dirigentes decían defender.

En 1982 Pergolini se sentió atraído por la imagen del radicalismo y se afilió a este y como miembro de la juventud radical comenzó a asistir a las reuniones del comité de Beccar. Era una época llena de ideales legítimos con un fin en comun, echar a los militares del poder, la vuelta de la democracia y de una oportunidad para todo el pueblo. Mario compartía estos ideales y también los iba a exteriorizar. Solía asistir a los actos políticos del partido o a recitales en el estadio Obras, entre otros, a gritar la famosa frase - Se va a acabar, se va a acabar; la dictadura militar -. Por otro lado su participación en la juventud radical lo ayudó a conocer gente nueva y sociabilizar.

Ya para la segunda mitad del 83 vuelve la democracia al poder de la mano del ex presidente Raul Alfonsín. Pergolini, de 19 años de edad, consigue un trabajo en el gobierno en Relaciones Parlamentarias. La oficina en la que el estaba era el enlace del Gobierno con los diputados, sobre todo de su bancada, para llevar adelante los proyectos del Poder Ejecutivo.

Su paso por Casa de Gobierno fué fugaz, dado que al poco tiempo le pareció que había mucha hipocresía presente en el poder. Que los ideales que decían defender los dirigentes no eran mas que pretextos para hacer negocios ilícitos y el nivel de corrupción que abundaba lo decepcionó. El sentía que a los que estaban en el poder no les importaba nada, que nadie hacía nada por el país, que todo según palabras coloquiales de el era - transa pura -. Así que se retiró y continuó con su verdadero amor, la radio; que vale aclarar, en ningún momento durante su año de militancia dejó.

Mientras tanto su vida social estaba en pleno auge y cada vez conocía a más personas que se convertirían en sus amigos de la vida, de a poco se iba rodeando de todos aquellos que lo acompañarían en esta aventura de vida que se le venía en los próximos años.

Fué a sus 16 en la fiesta de una novia de Mario por entonces, en la que estaban todos en un estado mental bastante calamitoso y los únicos sobrios en aquel momento eran dos jóvenes, Mario y Diego Guebel. Fué ahí que se conoció con quien sería en el futuro su amigo y socio de Cuatro Cabezas. Como se dieron cuenta que eran los únicos que podían entablar una charla sensata decidieron irse de la fiesta, textualmente la frase fué - Vámonos, porque todos estos tipos están hechos mierda -. Según Mario luego de ese día nunca más vió a su novia y ni siquiera recuerda su nombre, pero a cambio formó una gran amistad de vida con Diego.

Paralelamente eran tiempos de fiesta y diversión para Pergolini; quien cumplía con la trilogía de sexo, drogas y rock and roll de una manera exacta y precisa. Pasaba largas noches en antros de todo tipo, como aquella discoteca de la calle Corriente a pocas cuadras de Callao, Halley, muy de moda en el ámbito del rock de entonces y que la frecuentaban muchos jóvenes que en los años 90 y primera década del siglo XXI serían los hombres poderosos que tomarían la posta en el manejo de los medios de comunicación de la Argentina. También tocaban bandas que se consagrarían en los ´90. Un lugar donde las peleas y la droga estaban a la orden del día. Por esos salones Mario y sus amigos castigaban sus cerebros con todo tipo de sustancias alusinógenas. Aunque su paso por las drogas haya sido breve fué muy intenso. Por esos tiempos también conocería a Eduardo de De La Puente su otro gran amigo de la vida, con el que también compartiría muchas noches de fiestas y excesos. En esa época De La Puente recién estaba realizando su incursión en los medios como ayudante en productoras.

Por el año 1985 Pergolini seguía trabajando en la radio, pero sus labores eran mayoritariamente como asistente y su participación en el aire mínima. Paralelamente era cadete en una empresa de tiempo compartido. Sin embargo no bajó los brazos ni una vez y siguió luchando para lograr sus sueños en la radio. Ya tenía un proyecto, pero necesitaba un compañero para este emprendimiento, así que se puso a buscar periodistas.

Un día su jefe de la empresa de tiempo compartido donde trabajaba, lo puso en contacto con un joven recién egresado de la escuela superior de periodismo del Instituto Grafotécnico, que sabía mucho también de música y que buscaba ofertas laborales; Ari Paluch. Así que se hablaron por teléfono y se citaron en una pizzería de Belgrano. Ahí se encontraron y discutieron el proyecto de programa radial de Mario; quien como era su costumbre por esos tiempos le mintió diciendo que había estudiado cocución; Paluch por su parte le comentó sus ideas acerca de un programa y finalmente nació Feedback; el que sería oficialmente el primer programa de Mario en la radio y medios en general.

Grabaron un demo de un programa con canciones y comentarios. Luego lo presentaron en una nueva estación que había nacido en Enero de ese mismo año, Rock & Pop (la que más tarde se convertiría en la radio insignia de Mario). Irónicamente su dueño, Daniel Grinbank les negó el producto, en parte porqué la radio aún estaba en la etapa naciente y sólo pasaba temas musicales, careciendo de todo tipo de programa. Así presentaron el demo en radio Continental, en donde gustó y comenzaron con Feedback el 1 de agosto de 1985.

Mario se encargaba de toda la parte de conducción, relatos y temas técnicos; al tener mayor carisma, llegada al público y experiencia; mientra que Paluch se encargaba de toda la parte periodística. En el programa se hablaba y opinaba sobre música y las distintas bandas, se daba información así como se pasaba música. Ambos realizaban una gran dupla, debutando como conductores con este programa el cual fué un éxito que le abriría las puertas a Pergolini a mayores proyectos en el futuro. Sin embargo deberían superar pasar algunos obstáculos antes.

En 1986 Feedback, debió pasarse a una pequeña estación que duró poco tiempo al aire, FM OKAY; ya que los habían echado de Radio Continental. Una vez ahí el programa se torna muy popular, especialmente para el público joven. El programa, se transmitían en horario nocturno, y ya mostraba un espíritu renovador en lo que es la forma de hacer radio y en un futuro sería uno de los pilares que conseguirían ese cambio. Sin embargo los problemas no se hacían esperar, la paga era nula; dado que durante seis meses Mario trabajó gratis y no le alcanzaba el dinero ni siquiera para volver a casa. Para colmo de males una declaración que hizo acerca de Rock & Pop lo llevaría a tener un juicio con Daniel Grinbank, dueño de aquella estación, que un año antes había negado la propuesta de Pergolini y Paluch. La declaración de Mario había sido: - en Rock & Pop se pasa música paga por las empresas discográficas -.

Al poco tiempo Grinbank compró la pequeña emisora en la que transmitían Feedback con el propósito de convertirla en una radio de música clásica, FM CLASICA. Fué entonces que Pergolini y Paluch temían que sus días en esta radio estaban contados y que el nuevo dueño tomaría entre sus primeras desiciones terminar con su programa, por lo tanto harían todo lo necesario por mantenerlo al aire. Sin embargo nada de esto ocurrió y hasta podría decirse que esta serie de inconvenientes en FM OKAY fueron realmente afortunados; puesto que lo guiarían a Mario a su consagración en el futuro.

Quizá el momento clave que ayudaría a que se den toda la seguidilla de éxitos para Mario se dió un 24 de Diciembre de 1986, cuando  todo el mundo se juntaba a celebrar las fiestas navideñas, el y Paluch decidieron quedarse tras el micrófono transmitiendo en vivo en plena noche buena, dando batalla por su producto, aún cuando creían que sería su último programa.

Mientras tanto Daniel Grinbank iba manejando su auto rumbo a la casa de sus familiares a pasar las fiestas, cuando en la radio del auto suenan las frescas voces de dos jóvenes que con pasión transmitían en vivo desde la nueva radio que había comprado. El ya los había escuchado y a pesar de los problemas que habían tenido, le parecían buenos, distintos al resto. Sin embargo y al parecer este fué el momento que se planteó contratarlos.

Por ese entonces la Rock & Pop, que sólo transmitía música, se encontraba en un período difícil y en el que se requerían cambios, que incluían agregar programas, frescos y con ideas nuevas. Feedback tenía esa estructura que buscaban en Rock & Pop para levantar a la emisora que estaba pasando por un mal momento.

Entonces, el 26 de Diciembre de 1986, Grinbank les ofrece trabajar en la Rock & Pop; pero la respuesta de Mario fué que no, que esa era la antirradio y que no habían programas. La respuesta de Daniel a lo dicho por Mario fué: - Bueno, vengan a hacer e! programa, armamos el estudio-.

En Marzo de 1987, Feedback sería el primer programa en emitirse en la Rock & Pop y Mario Pergolini la primer voz en salir al aire en vivo. En la Rock & Pop el programa sería ya más de formato de noticiero musical, donde Paluch manejaba los movimientos de los charts en todo el mundo y Pergolini era el conductor que con su ritmo y carisma entraría en contacto con la gente.

Se podría decir que el punto de inflexión en la vida de Mario, fué su paso por la pequeña emisora, FM OKAY; ya que ahí sería donde se pondría en contacto con Daniel Grinbank, a través de sus problemas legales; se daría su paso a la Rock & Pop - que sería su hogar laboral hasta el día de hoy - y lo más importante, que conocería en 1986 a Eduardo De La Puente, quien trabajaba entonces como jefe de prensa de la productora que promocionaba a aquella estación y quien se convertiría en su gran amigo de la vida. Todo eso ocurrió en una humilde radio durante un año, pero que fué importantísimo para Pergolini.

ROCK & POP, EL GRAN CAMBIO DE LA RADIO, SU INCURSION EN LA TELE Y LOS AÑOS DE FIESTA

El 23 de enero de 1985, tal estrella en el firmamento, nacía una nueva señal en el espectro radial. La Rock & Pop transmitía en ese entonces desde el 106.3 del dial "a la extrema derecha del dial" como se la promocionaría chistosamente. La idea básica era brindar algo que no se encontraba en otras radios; pasar música de rock todo el día. Rock se podía escuchar en algún que otro programa, siendo el más importante del momento 99PM, de Lalo Mir y Elizabeth Vernaci, en FM Del Plata (Feedback aún no saldría al aire hasta Agosto del mismo año). Pero ninguna emisora estaba dedicada 100% a este género musical. Además las radios FM, aún carecían de la popularidad de las AM y sólo algunos visionarios se atrevían a invertir en esta tecnología.

Para lograr esto Daniel Grinbank convocó a cuatro musicalizadores. Bobby Flores, de tendencias al rock and roll; Quique Prosen más hacia el Heavy Metal; Pablo Kohlhuber, de gustos más clásicos del rock, como los Beatles y Miguel Martínez, con gustos más volcados hacia los hits de la música Pop. Se repartieron los horarios y la radio comenzaría a emitir de 7 de la mañana a 12 de la noche. Al poco tiempo el rock nacional encontró a su merecido representante en los medios. Sin embargo no había programación, era todo música.

Sin embargo para fines de 1986 ya habrían otras emisoras copiando el formato, así que a Grinbank se le ocurre renovar toda la estructura de la radio. La idea era incorporar a los que serían algunos de los principales causantes de la modernización y la forma de hacer radio en la Argentina. Personas como Lalo Mir, Elizabeth Vernaci, Douglas Vinci, Norberto Verea, Ari Paluch y quien sería quizá el mayor exponente de esta modernización de los medios en general, ya que su impronta dejó las mismas profundas huellas en la televisión; Mario Pergolini.

Fué así que en Marzo de 1987 comenzaban Pergolini y Paluch con Feedback, desde la Rock & Pop; siendo el primer programa en emitirse de la emisora y la voz de Pergolini la primera en escucharse en vivo. Por eso, desde el primer momento que nace la programación en la Rock & Pop, lo hace de la mano, o mejor dicho, de la característica voz de Mario Pergolini. La única diferencia sería que aquí el programa pasaría de su horario nocturno a emitirse a la tarde.

Al mes se incorporarían a la radio Lalo Mir y Elizabeth Vernaci; lo cual representó un sueño hecho realidad para Mario, ya que era gran admirador de la manera de hacer radio de Lalo desde hacía años.

La estructura general era libre, fresca, sincera, sin las hipocresías y códigos establecidos en los medios hasta entonces; en otras palabras era una radio "políticamente incorrecta". Se incorporarían nuevas tendencias y formas de conducir que con el tiempo serían imitadas por otras emisoras; como permitir que hable el operador, o que los radioescuchas puedan utilizar la radio como sistema de mensajería, hacer que participen de vez en cuando en los programas, improvisadamente, gente que no forma parte de los equipos de programación; la radio interactiva entre el oyente y los conductores a través del teléfono en un principio e internet más adelante y lo más importante de todo una manera libre de hacer radio con una estructura "desestructurizada".

Pero no todo sería fácil para la joven emisora, ya que las multas por no tener locutores profesionales se sucedían unas a otras; los problemas con los inspectores y gremios también; ya que las políticas sindicales exigían tener un operador y un suplente y la condición de que el operador no podía permanecer más de 4 horas. Nada de esto se cumplía ya que todos los que trabajaban en esta radio lo hacían por la camiseta. Así que se empezaron a contratar empleados "máscara" que venían a cobrar y quedarse el tiempo necesario sin hacer nada; mientras que los verdaderos integrantes de la radio seguían haciendo Rock & Pop y luchando para que esta se convierta en los próximos años en la estación radial más moderna y de las más poderosas y escuchadas del país.

Por ese tiempo su amistad con Eduardo De La Puente, quien ya era manager de bandas como V8 y Los Fabulosos Cadillacs, se consolidaba cada vez más. Pasaban cada vez más tiempo juntos; salían de noche, a fiestas y a pesar que Mario aún vivía con sus padres en Martinez, solía quedarse a dormir en la casa de Eduardo cada vez más seguido, hasta que un día terminó mudandose con él.

También por esta época en que conducía Feedback había comenzado a estudiar en la Universidad del Salvador, la carrera de Comunicación Social, la cual abandonó tiempo después tras una discusión con uno de los profesores, entre otras cosas que le disgustaban. Además de pasar mucho tiempo en la radio.

Paralelamente a su carrera radial, por estos años ya había hecho sus primeras apariciones en la televisión; primero en 1984 formó parte del equipo de Cable a Tierra, conducido por Pepe Eliaschev en el entonces ATC canal 7, donde presentaba informes elaborados por el mismo, pero siempre manteniendo un bajo perfil. Ya para 1986 tuvo participaciones menores en el ciclo televisivo de Juan Alberto Badía, Badía y Compañía, donde realizaba informes de música y shows de giras de artistas a las que también asistía. Compartía este segmento, al igual que en Feedback, junto a  Ari Paluch.

Luego en 1989, de la mano de Jorge Guinzburg participaría en Penúltimo Momento, un programa periodístico pero desde un punto de vista del humor, emitido por canal 2 (en ese entonces Tevedos); en el cual junto a Guinzburg conducían Mario y Pablo Jaramillo, también hacía su debut periodístico Mónica Garimaldi, ex cantante del grupo musical "Las Primas"; mientras que en móviles exteriores trabajaban los hermanos Korol (hermanos Vergara en este ciclo). A partir de aquí su estilo carismático, fresco pero siempre ácido se dió a conocer a través de las pantallas.

Entre 1988 y 1989, condujo en Canal 11 (hoy TELEFE) junto a Lalo Mir y la participación de Lara Zimermann, Raquel Mancini, Douglas Vinci y Bobby Flores; Rock & Pop TV; un ciclo de entretenimientos y música poco exitoso en el que la parte más popular era el segmento del "Largo de Pecho", en el cual las chicas se tiraban al agua en remera y comentaban que tal estaba el agua y como se sentían. Años después no se sentiría tan orgulloso de su participación en este programa.

Mientras tanto, fuera del ámbito televisivo; así como crecía la amistad entre Mario y Eduardo, empeoraba la relación entre los conductores de Feedback. Los constantes roces y desacuerdos entre ellos, así como los intentos de Mario de incluir a Eduardo en el programa, cosa a la cual Paluch se negaba, llevarían a la separación del duo y al final de la existencia de este ciclo radial, muy a pesar de su éxito.

Ya en 1988 y luego del rompimiento de la dupla Pergolini-Paluch; ya no habría obstáculos para concretar los proyectos que tenían Mario y Eduardo; así fué que nació Malas Compañias, en Enero de 1988, una idea original de ellos dos. Pergolini que siempre se llevó bien con las máquinas y la tecnología (no nos olvidemos que se recibió de técnico electromecánico), además de saber mucho para ese entonces de producción y edición; ya operaba con dispositivos de grabación como el Revox de cinta abierta, se ocuparía de toda la parte operativa. Realizaron un casting entre los dos tras el cual contrataron a la locutora Roxana Cortez.

El programa fué un éxito total y se notaba en este, la impronta de sus creadores. Tomaría el horario nocturno. El caracter innovativo, muy influenciado por Mario hizo que este sea un programa distinto a todo lo que se había escuchado hasta entonces. Podría llamarselo como un eslabón anterior a lo que años más tarde sería su descendiente directo, ¿Cuál Es?, el ciclo de radio más exitoso de los últimos años en Argentina. Aquí además de pasarse y comentarse música; comenzaron con el uso de efectos especiales; la interacción entre los oyentes y los conductores y la creación de varias secciones entre las que se incluían sketch. Así pasó a ser el programa de mayor audiencia en el dial llegando a acaparar hasta el 78% de esta, un record total, incluso en nuestros días. Se transmitía de lunes a viernes de las 7 de la tarde a la 1 de la mañana.

Pero este programa no era en escencia otra cosa más que un apéndice, una continuación, de lo que eran las vidas de sus conductores; quienes ya convivían en el mismo departamento. Era una fusión entre descontrol personal y organización profesional y tecnológica. En otras palabras, podrían ser irresponsables e inmaduros con sus vidas pero paralelamente se tomaban el trabajo con extrema seriedad y responsabilidad. Eso era Malas Compañías, que además sintetizaba en su título lo anteriormente mencionado.

También conducía el primer noticiero que tuvo esta emisora Monoblock, de lunes a viernes de 6 a 10 de la mañana. Estaba dirigido principalmente a un público joven y el lenguaje que se utilizaba era accesible y correspondiente al margen de edad al cual apuntaba. Pronto se convertiría en un clásico de la mañana. Tanto era el amor de Mario y Eduardo por esta radio que muchas veces hacían los dos programas sin irse a sus casas a dormir.

La convivencia con Eduardo fué casi como un aprendizaje para Mario, pero de la vida. Ya que venía de una familia que había ejercido un educación bastante conservadora en él; vivir con Eduardo le presentaría experiencias nuevas. De La Puente era un joven que vivía solo desde los 17 años, que supo valerse por si mismo desde muy chico y que nació y se crió en un barrio popular de Buenos Aires, La Boca. En términos coloquiales argentinos, se diría que era "un muchacho con calle", aludiendo a su amplia experiencia en la vida. Mario admiraba mucho a Eduardo por su estilo de vida libre y Eduardo a Mario por su carisma, ideales, acidez, conocimientos artísticos, tecnológicos y empresariales, así como por sus grandes conocimientos en temas que compartían, como la música. Ambos aprendieron cosas el uno del otro. Para Mario fué quizá una oportunidad para liberarse del todo, irse de casa y aprender cosas de la vida y para Eduardo un aprendizaje profesional, ya que como el suele decir, todo lo que sabe de radio y medios lo aprendió de Pergolini.

Así que decidieron alquilar un departamento de cuatro ambientes en La Boca, donde pasarían dos años de excesos a ritmos incandecentes. Se podría decir que el período 1987-1989 fué el más intenso en cuanto a excesos, en la vida de Mario. Hacían fiestas los fines de semana, gastaban todo lo que tenían en comilonas y alcohol, entre otras cosas; respetando la premisa de sexo, drogras y rock and roll. También salían a comer, al cine, a jugar a los videojuegos. Estos dos años representaron la declaración oficial de independencia para Mario.

Pero a la vez eran tiempos difíciles económicamente hablando, ya que si bien las cosas iban progresando, aún el caudal de dinero que fluía en Rock & Pop no era el que sería algunos años después; el sueldo de Mario apenas estaba por encima de un sueldo mínimo; con lo cual podía pagar su parte del alquiler y el resto para sus fiestas descontroladas. Incluso en momentos de decadencia económica en los que no les alcanzaba el dinero ni para comprar condimentos, juntaban la grasa de hamburguesas cocidas y luego la derretían sobre otros alimentos utilizando a esta como condimento; por suerte esta última e insalubre costumbre no duraría mucho y pronto llegarían tiempos de mayor bonanza.

Pero el descontrol no se limitaba solamente al entorno hogareño ya que este imperaba incluso en el ámbito laboral. La Rock & Pop antes de convertirse en la gran empresa que es hoy, pasó por una etapa de fiesta total. Así era la vida de Mario en estos tres años, una fiesta las 24 horas del día; en el trabajo, en la casa. Se puede decir con toda seguridad que trabajar en esos días en esta radio hubiese sido más divertido que estar en un parque de diversiones y por eso muchos de los que la vivieron, incluyendo Mario, recuerdan esos días como los más felices de sus años en la radio.

En el primer edificio de la Rock & Pop, en Avenida Belgrano 270 en pleno barrio de Montserrat en Buenos Aires; cundía el descontrol. Se pasaban todo el día dentro de el y el sexo entre sus pasillos estaba a la orden del día. Llegaron momentos en que venían chicas de negocios de la zona a "pasar momentos agradables" con los integrantes de la radio; venían amigos todo el tiempo, entre los que se incluían grandes artistas de género del rock; con los que también salían a tocar a clubes y discos de moda en aquella época; también se hacían fiestas constantes; hubo incluso casos de mujeres que venían a protestar porque el marido estaba ahí con alguien.

Mario amaba tanto esta radio y se jugaba la camiseta por ella (hasta el día de hoy) que a veces se quedaba a dormir ahí, en el estudio, y para cuando se despertaba ya Lalo Mir llevaba dos horas de su programa matutino.

Incluso llegaron a ocurrir razias policiales en vivo, buscando drogas o prostitución, tras denuncias que se hacían por el mensaje que supuestamente comunicaba esta radio, en momentos así la única manera que tenían de defenderse los integrantes de este equipo era utilizar su arma más poderosa, la llegada al público, con lo cual durante esos difíciles instantes transmitían en vivo diciendo cosas como: -
Bueno, en este momento está llegando la policía a revisar. También los molestaban seguido inspectores del fisco o el mismo organismo regulador de medios en Argentina, el COMFER. Parecía que ser transgresores molestaba a muchos.

Fueron años intensos, alegres y descontrolados. Hasta que llegó un momento en el que problemas económicos y el mismo desgaste provocado por este ritmo y la convivencia constante hizo que esta etapa llegue a su final.

En 1989 la crisis económica, por la que se veía sumido el país repercutió directamente en la emisora; Grinbank incluso llegó a considerar la idea de cerrar la radio; pero los integrantes del equipo le pidieron que lo reconsidere, dado que todos se quedarían en la calle y que harían todo tipo de sacrificio para sacarla adelante; finalmente aceptó, pero la promesa que muchos habían hecho no la pudieron cumplir dado que no aceptaban la baja de sueldos; otros fueron despedidos. Los únicos que quedaron fueron los cuatro musicalizadores iniciales y Mario. La radio entró en una etapa de transición de seis meses en la que solamente se pasaba música y un Mario mucho más calmo, era el único conductor que quedaba en Rock & Pop presentando temas.

En el plano personal, Mario y Eduardo a raíz del mismo desgaste de tanta convivencia se distancian por un tiempo; Eduardo se mudó a Mar del Plata y Mario al Barrio de San Telmo. Estos meses serían depurativos para Mario, luego de la tormenta de la fiesta de los años '80 y lo prepararían para la nueva etapa que se le vendría a partir de 1990; la fama, el éxito, la familia y su consagración total como uno de los empresarios más poderosos y referentes del mundo de los medios en Argentina.

EL SALTO AL EXITO Y LA CONSAGRACION EN LOS MEDIOS. HOMBRE DE FAMILIA Y EMPRESARIO PODEROSO

Luego de los intensos años '80, en los que abundaron las fiestas, el desenfreno pero ante todo una nueva forma de hacer radio; siguió la calma de unos meses; un limbo temporal o punto de inflexión, durante el cual Mario depuraría su forma de vivir tanto en el ámbito personal como en el laboral.

Fueron tiempos de reflexión y preparación para lo que se vendría, que también sería intenso pero con otro tipo de energía.

FM Rock & Pop había liquidado toda su programación y sólo pasaba música y de todos los conductores de la radio solamente había  quedado Mario, cuyas labores se limitaban a presentar temas. Pero, la pérdida de programación se reflejó al poco tiempo con la pérdida de audiencia, ávida de programas con "argumento".

Pero Mario pensaba volver con sus ciclos radiales, con un tono más calmo, pero sin salir de la línea de la acidez y frescura que lo caracterizan. Solía decirle a Grinbank que este es un país de programas, que a la gente le gustan los programas y que reconsidere la idea de volver a los ciclos.

Por entonces ya comenzaban los años '90 y vendrían acompañados de una reestructuración total de la Rock & Pop, para convertirse a partir de esta década y hasta el día de hoy en la emisora FM más importante de Argentina. También se venía una reorganización en la vida de Mario, quien bajaría algunos descibeles con lo cual dejaría el campo limpio para comenzar a cultivar, dejar madurar y cosechar los éxitos profesionales y personales que vendrían a partir de aquel momento.

En reconocimiento al trabajo y lealtad de los cuatro musicalizadores y Mario durante esos difíciles seis meses; Grinbank hace socios a Miguel Martinez, Pablo Kohlhuber y Quique Prosen quienes a su vez entregaron partes de su porcentaje a Pergolini y a Bobby Flores.

Comenzaría una nueva grilla de programasen 1990, como Hora 25 con Jorge Lanata o Tiempo Perdido de Mario Pergolini, entre otros.

Luego en 1991 Mario comenzó a armar un nuevo proyecto en el cual decidió invertir y producir con su propio capital; se trataba de un nuevo programa que se llamó Podría ser Peor. Lo conducía Pergolini y junto a él, Leo Fernandez, Marcelo Gantman (quien algunos años después lo acompañaría en ¿Cuál Es?), Conrado Geiger y Juan Di Natale (futuro compañero del ciclo televisivo CQC ). Se transmitía de lunes a viernes de 17 a 20 hs, e incluía radioteatros, información del mundo de la música, deportes y otros temas, móviles, comentarios, etc.

Sin embargo Mario seguía aún con sus mentiras, quizá no tanto como antes pero aún lo hacía esporádicamente. Un hecho particular que sucedió en 1992 durante el ciclo de Podría ser Peor; fué anunciar la supuesta falsa muerte de Phill Collins en el aire. Leo Fernandez se encargó de imitar a un periodista extranjero. Al parecer este hecho fué inspirado en la invención de Orson Welles del 30 de Octubre de 1938; en la que simuló una invasión de extraterrestres con falsos boletines de último momento y sin cortes publicitarios para agregar dramatismo; la cual causó pánico a nivel mundial. Esta simulación de Welles había causado un fuerte impacto en Mario desde que se enteró de la misma. Al igual que en el caso de Orson Welles, aquí también la falsa noticia repercutió en varios medios que sin chequear las información hicieron eco de esta.

El ciclo duraría hasta 1993 cuando comenzaría el mayor éxito radial de Mario y de la radiofonía argentina que aún bate records luego de más de 17 años de existencia.

En el plano televisivo también seguía creciendo. En 1990 se asoció a su amigo de la adolescencia, Diego Guebel y comenzaría con Video Línea, un programa de cable, transmitido por Cablevision; que sería el primero de todos los productos de Mario con efectos especiales. En este se pasaba algo de música, pero se hacía mucho incapié en imágenes de videos y películas. Según Pergolini este fué el antesesor directo de La TV ataca.

Ya en 1991, pasaría a la televisión abierta con una versión perfeccionada de Video Línea, en el que transplantó a una versión televisiva su espíritu transgresor y ácido de programas de la radio como Malas Compañías o Podría ser Peor, nacía así La TV ataca. Comenzó emitiendose en América TV en el horario de las 19 y al poco tiempo pasó a ATC; cuyo gerente de programación era Gerardo Sofovich.

Luego de malentendidos con Sofovich y que el programa haya captado la atención de Alejandro Romay, propietario de Canal 9 por entonces y quien buscaba crear competencia a la medianoche contra el exitoso ciclo de Videomatch que lideraba en aquel horario desde la pantalla de Telefe; La TV ataca se pasó al 9 en horario de medianoche desde 1992.

El programa era producido Diego Guebel. En este ciclo participaban Juan Di Natale y Leo Fernandez (ambos compañeros de Podría ser Peor) quienes se encargaban de los móviles y cámaras ocultas, Paki Galé en deportes, Pipo Cipolatti y Rolo Rossini en humor; estos dos últimos solían crear personajes, como Patricio Monseñor, La Larva y Céspedes y Barreiro, entre otros, que han quedado en el recuerdo de muchos y hoy se consideran clásicos de aquella década.

En el ciclo se presentaban bandas, Mario realizaba reportajes en los que siempre la última pregunta era ¿gritás al hacer el amor? y a cambio de la respuesta regalaba un reloj Paddle Watch.

Algunos de los momentos que han quedado marcados en muchos y hoy se pueden ver en archivos de video, son el momento en que el tecladista de Manu Chao, se levantó de la silla en plena entrevista haciendo alaridos en francés en contra de la televisión, los cuales fueron seguidos por una simulada e indiferente respuesta de Mario: ¿Pero en sí, de que se trata?

Otro momento histórico fué cuando Zulma Faiad se negó a responder la típica última pregunta de la entrevista y en su lugar le contestó: - eso no te lo voy a contestar, metete el reloj en el orto.

Luego Romay para competir los domingos a la noche con otro éxito de Tinelli en Telefe, Ritmo de la Noche, le ofrece hacer en el mismo horario Hacelo por mí. El formato era muy similar al del programa de Tinelli; con un grupo de bailarinas bonitas y de cuerpos atractivos, conocidas como las "jau mach"; recitales en vivo y una tribuna que explotaba en un ambiente similar a la fiesta del programa de Telefe. Quizá la única impronta de Mario en este ciclo que fracasaría ante el exitoso Ritmo de la Noche, fueron los recitales en vivo con artistas y bandas de rock tanto del ámbito nacional como extranjero. También contaba con la participación de una joven Verónica Varano.

Sin embargo la base del programa era muy distinta al estilo ácido e inteligente que Mario solió proponer desde sus comienzos en los medios.

En el último año de La Tv ataca, Mario y su amigo Eduardo de La Puente, quienes se habían peleado hacía tres años, se reconciliaron; Pergolini lo extrañaba, así que lo fué a buscar a Mar del Plata, donde De La Puente se había mudado, y le ofreció volver bajo la premisa de: "recuperemos la alegría). Así que Eduardo, se incorporó al staff de La TV Ataca, ocupando un puesto en el equipo de producción junto a un debutante en los medios Andy Kusnetzoff.

Para 1993 el rating había caído mucho ante el avasallante éxito de Videomatch en parte ya por el desgaste artístico del programa así como de las relaciones con Romay que no estaban en su mejor momento; dado que estaba bastante molesto con muchos aspectos y algunos integrantes del programa. A pesar de todo el canal le ofrece hacer otro año pero Pergolini, como es caracterísitco en él, sentía que el programa ya era repetitivo y buscaba renovarse con algo distinto. Finalmente el programa fué levantado ese año.

Fué así que comenzó a marcarse la diferencia entre el estílo popular de Marcelo Tinelli y el contenido inteligente y a la vez con humor irónico de Mario Pergolini. Así comenzó una rivalidad profesional, casi impuesta por terceros, que continúa hasta nuestros días.

En 1994 volvería a la pantalla del 9 con Turno Tarde que según explicó el mismo Mario el día previo al debut se trataba de: "un programa para jóvenes no idiotas que no piensan que todo el mundo son los chicos, las chicas y Tango Feroz". Ahí venían grupos de jóvenes que desde una tribuna le hacían preguntas al entrevistado. Lamentablemente a los 38 días lo levantaron, puesto que las autoridades del canal estaban en desacuerdo con algunas invitaciones de entrevistados políticos. Fué reemplazado por la reemisión de Amigos son los amigos. En este programa, su amigo De La Puente tuvo también una participación como productor de notas.

En el plano personal, no le podía ir mejor. En la época de Malas Compañías se conocieron con Dolores Galán, quien se convertiría en su esposa tiempo después. La primera vez que la vió fué cuando Dolores de 17 años, que por entonces era estudiante de psicología, debía realizar un trabajo acerca de la radio para la universidad. Ella pensó en acercarse hasta la Rock & Pop y probar suerte a ver si podía obtener algo de información para su trabajo. Fué ahí que se cruzó con Mario, a quien le pidió su ayuda y el le dijo que sí, que el le haría el trabajo. En palabras textuales suyas dijo que "la vió tan chiquita, rubiecita, linda; que no se pudo negar". Acordaron que el lo completaría en dos días y ella volvería a buscarlo. Obviamente Mario no hizo nada, eran sus tiempos de locura. Así que cuando volvió Dolores y vió que no cumplió la promesa y ella tendría problemas en la universidad por culpa de Mario, comenzó a insultarlo a lo que Pergolini le contestó - para! ¿quien te creés que sos nena? - y el también la insultó. Sin embargo y a pesar de este duro comienzo, fué amor a primera el la invitaría a salir y el primer beso se lo dieron en la plaza que se encuentra en la Avenida Paseo Colón y Belgrano, a una cuadra del antiguo edificio de la radio. Después de eso nunca más se separaron y a los 11 meses se casaron.

En 1992 compró su primer propiedad, un departamento en Santa Fé y Scalabrini Ortiz, barrio de Palermo; a donde fué a vivir la pareja de Mario y Dolores.

En 1993 nacía su primer hijo Tomás y luego en 1998 Matías; finalmente en el 2006 la pareja de Mario y Dolores tendría a su hija menor, Valentina.

Pero volviendo a 1993 y al ámbito profesional de Mario; en Mayo de ese año decide terminar con La Tv ataca; sin embargo sería el año en que Mario daría su primer gran paso como empresario. Ya era socio minoritario de la Rock & Pop y desde este año también se asociaría a su amigo Diego Guebel así como con Caíto Lorenzo y Sebastián Meléndez para formar su productora Cuatro Cabezas, que con el tiempo se convertiría en una de las más grandes de Latinoamérica con un estilo propio en sus programas en los cuales se nota la impronta ácida, directa y falta de hipocresías de Mario. Esta también será tomada como referente por otras productoras en materia de innovación tecnológica y efectos especiales aplicados en TV, en los cuales siempre se mostró vanguardista por estar al día en las tecnologías de última generación; algo en lo que Mario siempre hizo incapié. En parte se podría decir que el estilo de los productos de Cuatro Cabezas tienen mucho de la forma de ser de Mario; modernismo, acidez, tecnología, adelantos, entre otras cosas.

Cabe aclarar que hasta entonces Mario no era socio de Diego Guebel, en programas como La TV ataca, Hacelo por Mí y Turno Tarde.

También ese mismo año en la radio comenzaría una nueva etapa que continuaría hasta nuestros días; no sería ni más ni menos que su exitoso programa ¿Cuál es?, el de mayor audiencia por más de 17 años, un record total en la historia de la radiofonía argentina.

La idea comenzó luego de la reconciliación de Pergolini con su amigo De La Puente y el regreso de éste último a Buenos Aires, ya que hacía tres años se había mudado a Mar del Plata. A Mario le gustaba representar los guiones que escribía Eduardo, además pensó en multiplicar y perfeccionar lo que ofrecían Malas Compañías y Podría ser Peor, con el mismo estilo ácido y directo que caracterizan a sus programas, pero con un tono más moderado o menos desequilibrado, que era lo que caracterizó a los ciclos de la década del '80 y en menor medida de los primeros años de los '90. Quizá el hecho de la llegada de su primer hijo, había causado un leve cambio en Mario y el abandono de ciertas costumbres y hábitos.

En el equipo de conducción central estarían Mario, Eduardo y quedaría también su compañero de Podría ser Peor, Marcelo Gantman; pero además se sumarían con el tiempo un ejército de gente que trabajarían en edición, producción, sonidos, etc. También estarían en un principio como miembros del equipo de producción Andy Kuznetzoff y en móviles Freddy Villareal y Jose Maria Listorti, hombres que se los suele vincular con el estilo de Tinelli, puesto que al poco tiempo comenzaron a trabajar con aquel conductor y productor.

Dado el caracter variado de ¿Cuál es? en el que se incluyen segmentos de todo tipo como tecnología, informática, música, deportes, actualidad, chismes de farándula, cine, filosofía, historia, ciencia, medicina. También hay invitados del ámbito artístico y deportivo nacional e internacional. Cobertura en directo de acontecimiento nacionales e internacionales como recitales. Cuenta con un equipo de especialistas con segmentos especializados en cada tema cubierto. Abarca un público muy masivo de un espectro de gustos y estilos que van desde adolescentes hasta científicos, artistas, políticos y deportistas; pero la base fundamental del oyente promedio, más allá de sus ocupaciones, siempre es la misma, el amor por el rock.

Además fué el primer programa en incorporar el uso de mensajes por correo electrónico y de dar un gran caracter participativo a los oyentes. Además de un sitio web, http://www.cuales.fm, que se actualiza constantemente, en gran parte con material aportado por los mismos radioescuchas. Es como si el programa fuese hecho por todos de ambos lados del micrófono y parlante. El programa cuenta con estudio propio en la calle Freire del barrio de Colegiales, el cual cuenta por lejos con la tecnología más moderna del país, referente para otras emisoras. Y Mario desde el primer momento se encargó de que ¿Cuál es? esté siempre actualizado con tecnología de punta.

Se podría calificar a este, como un show de Televisión con todos los lujos, efectos y rico en contenidos; pero transmitido por señal de radio con todas las libertades que este medio da.

Según comentó Pergolini, el nombre de ¿Cual és? nació un día que iban en el auto con su esposa y Eduardo De La Puente en la parte de atrás, mientras sonaba el tema de Divididos "¿Qué Tal?" por los parlantes. Entonces dado que una parte del tema dice "¿cuál es?!" los tres dijeron al unísono ¿Cuál Es?!!! Y quedó.

Simultáneamente, comenzarían las inversiones empresariales de Mario, con Cuatro Cabezas. En 1994, pocos días despues de la cancelación de Turno Tarde por parte de las autoridades de Canal 9, Caíto Lorenzo y Sebastián Meléndez se retiraron de la productora, quedando como únicos socios Pergolini y Guebel.

A partir de este momento vendría una serie de inversiones en distintos medios, como ciclos televisivos que marcaron tendencia durante los últimos 15 años, internet, publicidades, radio y documentales así como en tecnología. Las inversiones se dieron tanto a nivel nacional como en el exterior, convirtiendo a Cuatro Cabezas en una de las productoras más grandes de Latinoamérica.
 
Para 1995 Pergolini y Guebel tenían diseñado formato de un nuevo programa, El Rayo. Solamente faltaba encontrar un espacio de aire para televisarlo. Por esos mismos días, Mario le realizó una entrevista telefónica a Eduardo Eurnekian (propietario de América TV por ese entonces) para ¿Cuál es? . Entre otras cosas en un momento, el dueño del canal medio en broma y medio en serio le mencionó en el aire a Mario, que nunca cumplió la promesa de ir al canal a mostrarle algunos supuestos proyectos de nuevos programas que tenía. Entonces Mario no desaprovecharía esta oportunidad y junto Guebel fueron a las oficinas de América TV para proponerles el proyecto de El Rayo.

Cuando entran a la reunión, el entonces dueño del canal le pregunta a Mario: - y usted ¿qué tiene de nuevo?. Mario balbuseó y sin saber exactamente que contestar le dijo -un noticiero....pero en joda. Cuando salieron de la reunión, Guebel le preguntó a Mario -¿y cómo es? a lo cual él le responde -No tengo la más puta idea. Asi fué que de la nada nació CQC Caiga Quien Caiga. En realidad, según Mario, el creyó en ese momento que le agradaría más escuchar una cosa así, a pesar que iban para ofrecerle El Rayo.

Finalmente quedaron ambos programas; El Rayo, conducido por la modelo Déborah Del Corral y CQC; sin embargo aún faltaba armar el segundo, puesto que nació de una improvisación de Mario.

Al comenzar a armar el formato de CQC, no se podían imaginar que con el tiempo se convertiría en uno de los éxitos más grandes de la televisión argentina y también de otros países que compraron el formato inventado por estos jóvenes que se atrevieron a mucho y llegaron.

Al principio comenzó como una parodia de los noticieros pero al poco tiempo se fué convirtiendo en un programa que abordaría temas políticos, del espectáculo, del deporte y la sociedad desde un punto de vista ácido, irónico y a la vez humorístico. Por primera vez el televidente podría ver como todos se reirían de aquellos que siempre se rieron de la gente. Bajaría a un plano más terrenal a políticos, estrellas del cine y la TV tanto de Argentina como del mundo, deportistas, etc. Al principio el programa tenía un cierto estilo similar al del exitoso ciclo de Jorge Guinzburg de los años '80 La Noticia Rebelde; sólo que con un tono actual y modernizado.

Antes de comenzar, durante el verano de 1995, Pergolini iba anunciando que lo que se venía era un noticiero "maldito" en el cual la gente podría reirse de las realidades que acontecían.

Otra cosa que marcó diferencia de este producto de los anteriores, es que esta vez se arriezgarían y serían los dueños absolutos del formato y todos sus derechos; la idea básica era correr todos los riesgos pero obtener todas las ganancias. Además firmaron un seguro con el canal ante situaciones de cancelación abrupta y antes de finalizar el tiempo de vencimiento del contrato; como había ocurrido en los casos anteriores de Canal 9.

Lo conducirían Mario, su amigo y compañero de programas radiales De La Puente y su ex compañero de Podría ser peor, Juan Di Natale. Otra característica era el cambio de estética de Pergolini, el cual siempre hizo que el público lo tenga asociado exclusivamente a jóvenes. El pelo largo pasaría a corto, mientras que los jeans y zapatillas se convertirían en trajes negros con corbatas y gafas negras. Ese cambio en parte estaba fundamentado en captar también la atención de un público más amplio de edades; desde jóvenes a gente mayor; en parte era jugar bajo las normas hipócritas y no establecidas nominalmente de que el patrón que utiliza la gente comunmente para calificar a una persona es la imagen. Mario lo sabía y jugaría con esta norma. Lo logró y lo tomaron en serio todos.

Desde el primer momento el programa innovó con una particular dinámica y movimiento de cámaras muy característicos de los productos de Cuatro Cabezas y que con el tiempo serían imitados por otros programas. Otra novedad era el gran uso de efectos especiales en las notas luego de editadas. Un ejemplo muy conocido es el de agregarle efectos especiales a las caras de los entrevistados (en especial políticos) como por ejemplo: una mano que aparece de la nada y les alarga la nariz, tortazos en la cara, así como efectos graciosos similares a los de dibujos animados de la Warner, superpuestos al material crudo. La producción no escatimaba en gastos puesto que se relizaban notas tanto en Argentina como en el exterior; habiendo conseguido sus noteros notas de lo más atrevidas a presidentes, actores, políticos y personalidades de todo el mundo; ejemplo de estos son haberle dado un saxo a Clinton para que lo toque, regalarle gafas al presidente Hugo Chavez de Venezuela, hablar con Fidel Castro, hacerles preguntas punzantes a políticos menos populares; así como tener charlas coloquiales y chistosas con actores de Hollywood.

En el primer programa del estudio de América algunos detalles eran distintos, pero con el tiempo se irían corrigiendo hasta tomar el conocido estilo con que todos asocian el programa. Por ejemplo el escritorio era algo chico y las corbatas eran todas diferentes

Durante los primeros tres programas de la historia de CQC, hubo notas en vivo; de las cuales el primer entrevistado sería el entonces Vicepresidente de la Nación, Carlos Ruckauf. En el momento de la apertura del primer programa de la historia y teniendo en cuenta sus experiencias pasadas, Mario expresó -estamos de vuelta. Conociendo nuestra trayectoria esperemos durar cinco programas. Los primeros noteros eran Andy Kusnetzoff, Daniel Tognetti y Daniel Malnatti; los cuales se caracterizaban por su rapidez de respuestas y que con el tiempo se ganarían la admiración del público, entrevistados, periodistas así como se convertirían en un ejemplo a seguir por sus colegas. Sin duda alguna CQC marcó una nueva manera de hacer televisión desde todos los puntos de vista. Era como llevar a la pantalla el estilo de Mario Pergolini respetando las limitaciones de libertad que este medio tiene; pero aún así logrando desestructurarla lo más posible. Se podría decir que como Alberto Olmedo en los '80 logró desestructurar la pantalla, con su estilo propio; Mario y su equipo lo harían en los años '90 con el suyo propio que a pesar de ser muy distinto al del primero dió resultado similar; humanizar la TV.

Durante el primer año toda la parte de edición se realizaba en el mismo canal, pero ya en la segunda temporada Cuatro Cabezas había crecido como para invertir en tecnología propia y realizar estos trabajos en la misma productora.

Con el tiempo también se lo tomaría como programa justiciero del pueblo y uno de los más temidos por los políticos de turno que por primera vez serían víctimas de las preguntas incisivas y directas de los noteros.

Otra cosa que se destaca del programa son las placas de apertura, que van cambiando año a año y que durante los dos primeros fueron simples, pero al incrementarse el presupuesto, a partir del tercer año comenzaron a hacer aperturas cinematográficas, con acción que incluían por lo general alguna publicidad de automóviles utilizados en las excenas de persecuciones. La primera de estas presentaciones a partir de la tercera temporada, se centraba en los cronistas del programa tomando escenas comprometidas incluyendo fiestas y orgías en la casa de Gobierno de las cuales, luego de ser descubiertos, debían huir y tras una persecución en autos que incluía como mensaje implícito la promoción de algún vehículo, estos llegaban justo a tiempo con el material conseguido al canal para que sea transmitido. En la cuarta temporada la historia continuaría con una placa de apertura en la cual el gobierno tomaría como prisioneros al equipo del programa y los enjuiciaba. En la escena del juicio el abogado defensor era interpretado por Lalo Mir. Eran de tan alta calidad estas aperturas, que los costos a veces llegaban incrementarse muy por encima de lo proyectado.

Fué tan grande la repercusión del formato que a partir del otro año de estrenarse; comenzó a ser vendido a productoras y canales extrajeros. Entre estos países se cuentan España, Chile, Francia, Países Bajos, Brasil, México, entre otros.

A pesar que Mario nunca le dió gran importancia a los premios Martín Fierro, CQC ganó en el rubro periodístico ante un disconforme Mariano Grondona que protestó diciendo que es una ofensa competir contra un programa como este. Fué la única vez que el equipo completo del programa se presentó en aquellos premios, dado el distanciamiento ideológico que separa a Pergolini y sus compañeros de los premios de APTRA.

El programa tuvo varias etapas. La primera en América TV la cual finalizó en 1999 con un programa especial que se transmitió desde el teatro Gran Rex de Buenos Aires. La idea según Mario era que en Cuatro Cabezas, a diferencia de otras productoras, no les gustaba estirar sus programas hasta agotar su éxito; de esta manera retirandose con altos niveles de mediciones de audiencia.

La apertura de esta última temporada de la primera época se trataba acerca de Mario y sus compañeros huyendo de la cárcel. Mientras se escapaban en una pick up Ford que luego fué lanzada de un avión para la huída. En esta última apertura se convocaron varias personalidades entre las que se incluían Maradona y Sandro. En el caso de Maradona el día de la filmación no se presentó a lo cual pidió disculpas y se comprometió a filmar otro día, a donde también faltó. Luego de varias llamadas tratando de ubicarlo, Guebel logró comunicarse con uno de los integrantes del entorno de Maradona, quien le contestó que hacía tres días que el astro del fútbol no aparecía por la casa; luego de esto en Cuatro Cabezas dieron por cerrada la historia y descartaron de la historia su participación. En cuanto a Sandro, Pergolini fué quien se encargó de los arreglos; asistiendo por primera vez a un recital del cantante, tras el cual se presentó en su camarín; sin embargo pedía 180 mil pesos para realizarlo, monto muy alto que no se justificaba sólo por la participación de un personaje de apertura y que era el mismo que le pagaba Canal 13 por la exclusividad. Por lo tanto su participación tampoco se concretó.

El primer día de filmación, Mario se juntó con quienes harían de presidiarios y al ir saludando uno a uno a los extras, se puso entre estos y repentinamente gritó -¿Cómo se llama el programa? y todos al unísono contestaron -¡CQC!. Todo esta escena fué producto de una ocurrencia repentina e improvisada de Mario que justo fué filmada por Guebel y quedó bien, pasando a formar parte de la apertura.

La apertura costó más de medio millón de dólares y tenía una duración de más de 15 minutos.

Esa tempora '99 coincidió con la campaña electoral para presidentes; así que el programa tuvo una amplia cobertura de esta durante casi todo el año. Un vergonzoso acontecimiento que quedó en el recuerdo, fué el triste acto de agresión contra uno de los cronistas, Daniel Tognetti, durante el cierre de campaña del candidato Eduardo Duhalde; luego del cual el periodista acudió, con la boca sangrante, a la policía, que decidió no intervenir mientras el les exigía diciendo que se les paga para protegernos; las imágenes recorrerían todos los canales como un acto bochornoso por parte del entorno de Duhalde y de la policía. Ese martes la apertura fué distinta; ya que Pergolini decidió comenzar el programa mirando fijo a la cámara e indignado expresó lo que sentía contra los políticos, sin excepción de partidos; también pidió perdón a los afectados comenzando por Tognetti. Luego mostró las imágenes de los agresores y terminó diciendo textualmente que luego de la tanda seguiríamos (ellos y el público) cagándonos de risa DE ellos.

El fin de la temporada como se mencionó anteriormente se hizo desde el teatro Gran Rex. Todo lo recaudado con las entradas fué a beneficio de un chico que estaba enfermo de leucemia. La gente hizo la cola delante del teatro desde las tres de la mañana para conseguir entradas que se agotaron en menos de una hora. La diferencia entre haber asistido al teatro y verlo por televisión es que en el teatro se vieron producciones especiales que no fueron emitidas en la versión televisiva.

Luego del fin de la primera era de CQC, estuvo ausente de las pantallas durante el 2000 y 2001 y aunque se suponía que no volvería, luego de tanta presión por parte de sus fanáticos volvió a la pantalla pero esta vez del Canal 13 tras dos ediciones especiales de una hora y media cada una, que se filmaron también en el Gran Rex; la última habiendose realizado el 19 de Diciembre de 2001.

Lo particular de este hecho es que coincidió con los días en que expotaría la peor crisis económica de la historia de la Argentina. Así y todo la concurrencia del público fué masiva. Algo llamativo fué que al salir del teatro el público, las calles estaban vacías de vehículos, puesto que el pueblo las había tomado al salir a las calles con sus cacerolas a protestar. Al otro día, el 20 de Diciembre, luego de una agitada jornada repleta de batallas campales urbanas en todo el país y en pleno momento de acefalía estatal tras la renuncia del primer mandatario de entonces, Fernando De La Rúa; las autoridades de Canal 13 decidieron televisar el programa especial del Gran Rex filmado el día anterior e igualmente midió 25 puntos. Cabe aclarar que los primeros cinco minutos fueron editados y se les agregó una escena en la que los tres hombres de negro se adherían a la protesta ciudadana golpeando sus propias cacerolas al aire.
 
La segunda época de CQC por Canal 13, comenzaría recién en Abril de 2002. Esta vez el programa estaría más enfocado en la realidad que estaba viviendo el país por ese entonces. La crisis económica sería un tema muy tocado durante las primeras temporadas de esta época. Se agregaron además nuevas secciones como el "Proteste Ya" donde Daniel Malnatti, quien sería el cronista principal de la época de Canal 13, ayudaba a la gente que realizaba denuncias contra empresas, funcionarios u organismos negligentes a resolverlas. Otra sección nueva sería el "Top 5 de la Televisión Argentina" donde se muestran los 5 momentos televisivos más destacados de la semana.

La presentación de la temporada 2002, muy vinculada a la situación política que vivía el país en ese momento; realizaba una parodia de esta; donde los tres conductores son víctimas de la crisis, también se incluían las típicas persecuciones automovilísticas que implicaban un mensaje promocional de alguna marca y terminaba con escenas de la Casa de Gobierno donde todos se juntan con la nueva Presidente de turno, representada por la mediática Silvia Suller. También participaron Enrique Pinti y Julio Bocca entre otras personalidades.

Durante esta temporada hubo una marcada mejora en los efectos especiales utilizados, la edición, la escenografía, el estudio y no se escatimó en gastos a la hora de invertir en nuevas tecnologías..

Una sección destacada que dió mucho que hablar en otros medios, especialmente en la primer temporada de su aparición, fué la de las "Cucarachas (QKRCHS)"; realizadas íntegramente con gráficos y animaciones 3D. Protagonizada por dos cucarachas que realizaban comentarios de toda la actualidad política y de espectáculos desde un ángulo de humor extremadamente ácido. Se suele decir que, en parte, estas cucarachas decían todo lo que querían expresar Mario y sus compañeros pero que no podían por motivos obvios de potenciales conflictos de distinta índole que podían surgir. Era una especie de chivo expiatorio en el cual se podían cubrir diciendo, "no lo dijimos nosotros, sino las cucarachas". Una de las víctimas mas atacadas de estos personajes fué Marcelo Tinelli, cuya rivalidad con Mario por esos días se encontraba en el momento álgido. Igualmente se generaron muchos conflictos con algunas personas que se vieron afectadas por lo que decían estos particulares personajes.

La creación de las QKRCHS se realizaba en el sector "Cuatro Kartoon" de Cuatro Cabezas. Para hacerlas trabajaba un equipo de siete personas, que contaba con seis dibujantes y un guionista. Ricardo Achart, Director del Departamento de Animaciones, es el creador de estos personajes además de ser el guionista durante mucho tiempo, labor que a lo último ya no hacía. La idea nació a partir de Mario que quería hacer unos personajes animados para el programa que no podían ser moscas. A Achart se le ocurrieron cucarachas, por la razón personal de tenerles miedo. Se llamaban Carlos y Fernando, vivían en el depósito de Cuatro Cabezas y al diseñarlas al principio no tenían ni ojos; pero luego de una sugerencia de Fontanarrosa quien dijo que los personajes sin ojos dan impresión; fueron rediseñadas hasta tomar una forma más parecida a la que todos conocieron. Con el tiempo se fueron humanizando cada vez más. Al principio las voces eran actuadas por Lalo Mir y Fabio Posca.

Comenzaron a realizarse en gráficos 2D de Flash y para el 2003 las comenzaron a diseñar con 3D Studio Max. Para la realización íntegra de los 4 minutos de esta sección trabajaban durante dos días al principio y con el tiempo y la práctica en un sólo día; todo un record a nivel mundial.

Para el año 2006; en que Marcelo Tinelli y su programa ShowMatch, se pasaron al Canal 13; Mario Pergolini, que no comparte en lo absoluto su forma de hacer televisión decidió mudarse con CQC a Telefé donde haría tres temporadas; hasta su retiro final de la televisión en Diciembre 15 de 2008. En esta tercera época de CQC se agregaría una sección nueva el "CQ-Test" en donde se suelen hacer preguntas a gente famosa de actualidad, historia, cine, música, entre otros temas. También desaparecerían las QKRCHS.

Durante la temporada 2007, vió mejorada su relación con Susana Giménez; estrella principal del canal y a la cual se ha criticado repetidas veces no sólo desde CQC sino que también desde ¿Cuál es? con las típicas ironías que caracterizan el estilo de Mario. A pesar de años de enfrentamiento, no declarado; el 3 de Julio de 2007, Susana y Mario llegaron a cruzarse durante el cierre del programa de la actriz y conductora al dividirse la pantalla en un duplex al aire a minutos de comenzar CQC. La charla fué amena y no se recurrió al típico humor de Mario y sus compañeros, incluso el le hizo en broma la propuesta de irse juntos a otro canal; a lo cual ella le contestó que no tenía propuestas aún de otro canal. Quedaron en paz y con la posibilidad de que Mario visite el living de Susana.

A pesar de no tener la misma cantidad de puntos de rating que su rival en Show Match; CQC tenía ya para el 2007 el segundo de publicidad más caro de la televisión argentina. En Mayo de aquel año el segundo del ciclo televisivo de Pergolini se cotizaba a 3.800 pesos, mientras que el de Tinelli en 3500 pesos y el de Susana Giménez en 3000 pesos. Además hay que aclarar que CQC, se emite en las últimas horas del denominado Prime Time de la televisión (el más cotizado de todos), cuyos valores más altos se dan en los horarios centrales de aquel segmento; como aquel en el que se televisaba por ese entonces el programa de Susana Giménez.

En el 2007 Pergolini y Guebel vendieron el 100% del capital accionario de Cuatro Cabezas a la productora holandesa Eyeworks por un monto multimillonario. En el contrato se establecía que durante cinco años ambos ex propietarios quedarían a cargo de la producción general de contenidos. Sin embargo en el 2008, Mario decidió retirarse, con la promesa de no volver al mundo de la televisión por una larga temporada (según Mario hasta el 2014 no puede por cláusulas contractuales). A partir de ese momento se dedicó a pleno a su primer amor, la radio; así como otras inversiones en rubros de tecnología.

Desde que se creó Cuatro Cabezas, además de CQC, Mario Pergolini y Diego Guebel produjeron gran cantidad de programas tanto para el mercado argentino así como para el exterior; con mayor énfasis en el mercado latinoamericano. Ejemplos de programas como El Rayo, Punto Doc, E24, Super M. Muchos de estos formatos habiendo sido vendidos también a mercados extranjeros.

También producirían programas para televisión paga de tipo documentales históricos como Historia Secreta, Historia del Mundial 78,  en el History Channel; de viajes y placer como Ciudades y Copas, Casas, Top Five en Discovery Travel and Living o de salud como La Llegada del Bebé, Dulces Sueños en Discovery Home and Health; entre muchos otros.

Pergolini y Guebel incluso invirtieron en el mundo del cine produciendo películas como Plata Quemada y La Ciénaga.

Mario no dejaría de lado el sector de la tecnología, así que desde un primer momento Cuatro Cabezas ya tenía presencia en la red mediante inversiones en distintos sitios Web. Primero lo hizo con 4kstore.com (una combinación de las palabras Cuatro Cabezas y Store), el cual fué dado de baja en el año 2000 tras un incidente de denuncia de discriminación producido a raíz de un tema musical que figuraba en el sitio en cuestión, que hacía uso de términos y frases racistas. A fines de 1999 nació Datafull, el sitio que supo ser lider en Latinoamérica en su momento y que tenía contenidos de información de novedades tecnológicas, informáticas, juegos y mp3 para compartir. Incluía un foro muy activo donde el intercambio de información y archivos era grande. En su mejor momento llegó a contar con 50.000 visitas diarias. También incluiría servicios de acceso gratuíto a Internet a travñes del servicio Datafull Access. Datafull fué creada en sociedad con el ex propietario de Sion y columnista de la sección de informática en ¿Cuál es?, Hernán Arrojo. Sin embargo se cree que el portal perdió popularidad luego de la temprana muerte de Arrojo, causada por un edema pulmonar originado por su abuso de drogas. Finalmente a principios de 2009 el sitio cerraría sus puertas. Cabe mencionar que Pergolini vendió su parte de este portal a Eyeworks en 2007, junto con el resto del paquete accionario de Cuatro Cabezas, desvinculandose de este desde entonces.

En Agosto de 2000 Pergolini creó su propia radio, X4 104.3 FM; para Junio de 2001 ya el formato estaba armado. contaba contaba con un estilo de musicalización, artñistico y efectos único e inédito; que sin embargo no tuvo la repercusión, buscada, en parte por su posición en el dial que hacía difícil su recepción y por otro lado que el amor de Mario por la Rock & Pop, no permitiría que le ponga el mismo empeño a su propia emisora como al que le ponía a su radio histórica que lo vió crecer; de hecho el mismo ha llegado a confesar que no haría nada que compita contra la Rock & Pop; ni siquiera una radio propia, puesto que el amor por esta radio era superior al de cualquier otro negocio.

Durante 1999 Cuatro Cabezas filmó treinta comerciales para la campaña presidencial de Fernando De la Rúa; por lo que se lo golpeó en los medios como vinculado de alguna manera en la campaña. Pero el siempre aclaró que estos comerciales, como es lógico, fueron filmados con anterioridad a su presidencia y fué un trabajo más como cualquier otro que lo hubiese contratado. De hecho durante la presidencia de aquel presidente se golpeó mucho a funcionarios de aquella gestión, comenzando con el mismo presidente, desde CQC.

En el año 2004 tras un informe de Punto Doc, el programa de Cuatro Cabezas conducido por Daniel Tognetti, en el que aparecía el Doctor Ferriols, marido de la actriz Beatriz Salomón; en una cámara oculta pidiéndole sexo oral a pacientes travestis a cambio de operaciones; se generó un gran escándalo que involucró a Mario indirectamente por ser productor de aquel programa. Sin embargo según Pergolini, el nunca autorizó esa nota. A pesar de todo el pidió disculpas en nombre de toda la productora pero Tognetti se negó a darlas; a raíz de esta negativa por parte del periodista su contrato con Cuatro Cabezas se dió inmediatamente de baja así como el programa al poco tiempo. Este hecho acarreó una demanda y posterior juicio por parte de la actríz a la productora, por destruir una familia, que continuó por años.

Paralelamente la relación de Mario Pergolini con Daniel Tognetti se rompió, llegando a extremos en los que Mario ha realizado, reiteradas veces, comentarios muy negativos acerca del ex conductor de Punto Doc.

Durante la última década Pergolini quizo hacer incapié en la cultura y educación; la cual según el era casi inexistente en los programas de la televisión de aire argentina; plagada de temas políticos, shows mediáticos o realities. A partir del año 2005 comenzaría con una serie de ciclos documentales históricos y programas educativos. De estos el más destacado fué la serie documental Algo Habrán Hecho; conducido en las dos primeras temporadas por Pergolini y el popular historiador Felipe Pigna, quien también cuenta con un segmento de historia en el programa radial ¿Cuál es?. En la tercera temporada Juán Di Natale ocuparía el lugar de Pergolini.

En Algo Habrán Hecho, se intenta repasar los últimos 200 años de historia argentina desde un punto de vista que introduce a la audiencia en la historia en lugar de relatarsela como se suele hacer en este tipo de documentales. El ciclo incluye a los dos conductores en una especie de viaje a través del tiempo en la que se introducen en las escenas con representaciones de los acontecimientos. Estas escenas han sido protagonizadas por un sin número de actores y actrices argentinas. En ellas podemos presenciar momentos destacados de la historia y otros que no han trascendido tanto o que se encontraban cubiertos bajo un manto de mitos. Podemos espiar los acontecimiento desde el ojo de la pantalla junto a Pergolini y Pigna (Di Natale en lugar de Pergolini en la tercer temporada).

Desde Agosto 27 de 2007 a Octubre 15 de 2007; Mario produjo y condujo la versión argentina del programa británico Greatest Britons (Los Británicos más Importantes); en este caso se llamó El Gen Argentino en donde se buscaría al argentino más representativo de todos los tiempos, tras una serie de programas en los que se haría una preselección de las personalidades más votados en el sitio Web del ciclo; luego una presentación de las diez personalidades separados en 5 pares basados en las ocupaciones en las que se han destacado. Los diez finalistas de una extensa lista que iba desde próceres y científicos hasta personajes mediáticos. Los 5 elegidos en orden de importancia fueron José de San Martín, René Favaloro, Juan Manuel Fangio, Alberto Olmedo y Ernesto "Che" Guevara.

Un caso particular es el nacimiento de un programa a raíz de un enfrentamiento que mantiene Mario Pergolini con el productor del programa televisivo de archivos TVR, Diego Gvirtz. Zapping TV es un programa de archivos que comenzó a emitirse desde 2007 y conducido por uno de los cronistas de CQC encargado de notas de farándula, Guillermo López. Además de realizar un raconto de todo lo visto durante la semana en distintos canales, hacía un fuerte incapié en mostrar los errores o dichos bochornosos de productos de Gvirtz así como del otro rival de Pergolini, Marcelo Tinelli.

Luego de la multimillonaria venta de su parte de Cuatro Cabezas, Mario comenzó a enfocarse más en su programa de radio que en programas televisivos, limitandose únicamente a CQC e incluso dejando de aparecer en los ciclos históricos de Algo Habrán Hecho.

En Diciembre de 2007 comenzó a proyectar la idea de modernizar completamente su estudio de radio de la calle Freire. Lo que se lograría ahí sería no solamente único en la Argentina sino que en toda Latinoamérica y uno de los pocos del mundo. Es necesario mencionar que además de tener el título de "Técnico Electromecánico", tener la herencia de un padre diseñador de máquinas industriales, tener amplios conocimientos y experiencia de tecnología; en el 2005 comenzó a estudiar un "Master en Tecnología Digital"; con lo cual el mismo podría diseñar y supervisar el armado del nuevo estudio.

En Agosto de 2008 se inauguró el nuevo estudio modernizado de ¿Cuál es? . Entre los avances tecnológicos que contiene este nuevo estudio y que es la envidia de cualquier persona relacionada al mundo de la radio, se incluyen:  Un estudio más grande que el que venía utilizando hasta entonces; pisos especiales para no generar estática; paredes ignífugas; micrófonos dispuestos de distinta forma para aprovechar más la mesa; salas de producción y control que miran directamente al estudio, los cuales están separados sonoramente pero conectados telefónica y digitalmente; un servidor con 55.000 álbumes digitalizados; cámaras en las que se filma cada vez que vienen invitados o bandas; una sala de conciertos para que las bandas toquen en vivo desde el mismo estudio; un sistema de almacenamiento de datos sonoros en los que cada uno de los conciertos en vivo son grabados y archivados con la mejor calidad digital, de una forma que si en el futuro se quiere realizar un compilado de todos estos a modo histórico; esto será factible. Lo que se hizo con ese estudio es dejar todo el campo necesario para dejar un legado histórico para generaciones futuras que tendrán disponible una inmensa cantidad de información disponible de lo que ocurría en estos días.

En el auditorio del estudio llamado "Norberto Napolitano" en honor al famoso rockero argentino; cada banda que toque tendrá la posibilidad de tener editado y compilado un disco virtual a las pocas horas de haber tocado. Es como si se tratase de una discográfica dentro de un estudio de radio. Además en este estudio a 5 cámara WiFi, que registran cada instante de estos conciertos.

El auditorio Norberto Napolitano, también cuenta con un sistema de red que permite capturar al instante en una computadora lo que sucede ahí, digitalizarlo, editarlo y subirlo a un servidor de manera que si alguno de los miembros del equipo se encuentra en alguna otra parte del mundo tiene acceso directo a todo el material como si se encontrase ahí en el estudio. Un ejemplo de esto es como Mario ha llegado a conducir desde un hotel en Nueva York en vivo a la par del resto de los compañeros que se encontraban en Buenos Aires, aún así escuchandose como si estuviese junto al resto del equipo sentado en el estudio.

Otra cosa que tiene en cuenta este estudio es el futuro de la radiofonía, en el que cada día más se utiliza la red para escuchar la radio (aproximadamente el 30% de los oyentes de ¿Cuál es? lo hacen por Internet desde sus trabajos). Mediante esta nueva tecnología el público que escucha un disco en vivo podrá recibir información acerca de este y sus temas en la computadora; así como en un futuro podrán comprarlo al instante mientras lo escuchan, siendo una especie de tienda virtual en vivo.

El estudio se inauguró con la presencia de la banda de rock Divididos. Esta inciativa de Mario, gran amante de la música, la radio y la tecnología tuvo un costo de 400.000 dólares, de los cuales la parte edilicia de la obra fueron aportados en sociedad por la emisora y la parte técnica por Pergolini. Se lo ha llegado a calificar como un estudio de radio con todo el potencial y aún más de un estudio de televisión. Lo que logró Mario aquí es un caso único en Latinoamérica y uno de los pocos en el planeta.

El 15 de Diciembre de 2008, Mario se retiraba de la televisión y esperaba no volver más, según declaraciones realizadas en distintas oportunidades. Sin embargo a mediados del año 2009, tras una visita de la productora Cris Morena al ciclo radial de Pergolini, ella le propuso algunas ideas de programas para el futuro y el le respondió que lo pensaría, pero que igual así no podría volver a las pantallas hasta después de 2014, según establecía un contrato.

En el año 2010 tras la venta de la emisora FM Rock & Pop al grupo del ex banquero Raul Moneta, estuvo especulando con la idea de irse de la radio entre otras cosas por temas de diferencias ideológicas y posible cambio del estilo tradicional de la radio. Sin embargo luego de asegurarse que podrían continuar trabajando de la misma manera que lo vienen haciendo desde hace casi dos décadas.

En febrero de 2010, luego de un fallo judicial, tras una causa de años del periodista Daniel Tognetti con la productora Cuatro Cabezas, generada por el despido del primero por el hecho de la cámara oculta de Punto Doc al marido Beatriz Salomon; la productora se vería obligada a pagarle una indemnización de 1 millón de pesos. Sin embargo, Mario Pergolini desde su programa radial declaró que al desvincularse de aquella empresa que supo fundar años atrás, la responsabilidad no recaía en él. Además hizo fuertes comentarios en contra del indemnizado, que rebotaron por todos los medios del país, causando una fuerte polémica que duró varios días.

Mario Pergolini y su familia mantienen un perfil bajo, no suelen frecuentar acontecimientos y eventos de la farándula; viven en una casa de Belgrano "R" (políticamente Barrio de Villa Ortuzar) y sus hijos tienen una educación normal alejadas de las cámaras, al igual que su esposa Dolores, quien no hace uso de la popularidad de su marido y también se mantiene alejada de las cámaras, dedicando su vida a su profesión de Psicóloga y a su familia.

Actualmente Mario Pergolini se dedica a pleno a su familia, habiendo dejado atrás desde hace más de una década su ritmo frenético que lo caracterizó por tantos años y que con la llegada de su primer hijo comenzó a dar paso a un hombre dedicado a su familia. Entre sus actividades está enfocado a pleno a su programa radial ¿Cuál es? que hasta el día de hoy sigue conduciendo junto a su amigo inseparable Eduardo De La Puente y a Marcelo Gantman. También realiza inversiones en distintas áreas de la tecnología. Entre sus pasatiempos, él mismo confiesa que desde que dejó la televisión y vendió su parte de Cuatro Cabezas, ahora tiene más tiempo de disfrutar de la vida, pasar mayor rato con sus hijos, jugar a videojuegos, tocar teclados y batería, cumplir un deseo que tenía de aprender a volar aviones y realizar otros hobbies como seguir las carreras automovilísticas del Turismo Carretera, así como entrenar en su simulador de autos de competición.

Se podría decir que el eterno adolescente rebelde, el gran referente de los medios de Argentina y Latinoamérica, el hombre de familia y uno de los empresarios más exitosos del país, hoy ha sumado a su multifacética imagen al niño curioso de aprender cosas nuevas y que ahora puede cumplir al fin sus sueños más añorados y disfrutar de la vida.


Trivia: 

Sabe tocar el piano y teclados.

Sabe tocar la batería.

Practica tae-kwon-do.

Parece mucho más joven de la verdadera edad que tiene.

Es fanático del Club Boca Juniors.

Estudia aviación.

Su padre se llama Edmundo y su madre Beatriz.

El padre es nacido en Junín, Provincia de Buenos Aires y la madre es del barrio porteño de Barracas.

Su esposa se llama Dolores Galán.

Tiene 3 hijos. Tomás, Matías y Valentina.

Vive en Belgrano R (políticamente Barrio de Villa Ortuzar).

Cuando FM OKAY se convirtió en FM Clásica, Mario le organizó a Grinbank todos los discos en base a sus amplios conocimientos de música clásica.

El estudio de ¿Cuál es? que diseñó es el más moderno de Latinoamérica e incluye su propio auditorio para grabar conciertos en vivo.

El estudio de ¿Cuál es? costó 400.000 dólares. Y está a la par de un estudio de televisión de primera línea y aún más ya que cuenta con tecnología digital que permite subir a un servidor al instante todo lo acontecido en él.

El auditorio del estudio ha sido bautizado en honor a Pappo, "Norberto Napolitano".

Terminó el secundario en una escuela técnica.

Se recibió de Técnico Electromecánico.

Estudió en la Universidad del Salvador "Comunicación Social", pero luego de un tiempo abandonó.

Estudió un Master de Tecnología Digital.

Le apasionan las carreras de Turismo Carretera.

Tiene su propio simulador de autos de carrera.

En 1989 transmitió en vivo para Malas Compañías, el recital del muro, de Pink Floyd desde Berlín.

En 2009 transmitió el programa desde una habitación de hotel en Nueva York, mientras sus compañeros estaban en el estudio de Buenos Aires y gracias a la tecnología disponible del nuevo estudio, se escuchaba como si estuviese junto al resto en el estudio; ademas de tener la posibilad de estar conectado en red con el estudio desde cualquier lugar y tener la misma información que el resto; demostrando así que el estudio que diseñó permite tener pequeños estudios portátiles enlazados directamente al central, desde cualquier parte del mundo.

Su rival en estilos de hacer televisión es Marcelo Tinelli.

CQC era el programa con el segundo publicitario más caro de la televisión argentina.

Es fanático de los videojuegos.

Estuvo peleado un tiempo con Ari Paluch pero ya se reconciliaron.

Estuvo un tiempo peleado con Elizabeth Vernaci pero ya se reconciliaron.

Sigue enemistado con Gerardo Sofovich, Diego Gvirtz y Daniel Tognetti.

Su eterno rival televisivo es Marcelo Tinelli, pero no son enemigos.

Mario Pergolini y Marcelo Tinelli fueron socios en el poco exitoso ciclo de El Bar.

Fué a la misma escuela que Jorge Rial por el mismo tiempo y ya se conocían. Tienen una muy buena relación.

Terminó el secundario en una escuela técnica.

Comenzó a trabajar en radio desde los 16 años.


Personal Quotes: 

Tengan cuidado que hay mucho garca dando vuelta.

 


Credited Works / Feats: 

COMO CONDUCTOR

Feedback - Programa de radio. 1985-1987

Malas compañías - Programa de radio. 1988-1989

Monoblock - Programa de radio. 1988 - 1989.

Tiempo Perdido - Programa de radio. 1990 - 1992.

Podría ser Peor - Programa de radio. 1992-1993.

¿Cuál es? - Programa de radio. 1993-2010.

Penúltimo Momento - Programa de TV 1988-1989.

Video Línea
- Programa de TV. 1990

La TV ataca - Programa de TV. 1991-1993

Hacelo por mí - Programa de TV. 1992

Turno Tarde - Programa de TV. 1994

CQC
- Programa de TV. 1995-2008

Televisión
- Programa de TV.

Algo Habrán Hecho - Programa de TV. 2005-2007

El Gen Argentino - Programa de TV. 2007

COMO PRODUCTOR

  • El Rayo
  • Trip
  • Punto Doc
  • Super M 2002
  • Super M 2003
  • E-24
  • La Liga
  • Zapping

        CINE

  • Plata Quemada
  • La Ciénaga

        DOCUMENTALES

  • Historia Secreta; History Channel (2005-)
  • Desafío de los volcanes; AXN Latinoamérica (2004 y 2005)
  • Discovery Travel and living

1. Ciudades y copas
2. Casas
3. Top Five

  • Zapping Zone; Disney Channel (2000-2003)
  • El especial de presentación de Canal FX, FX en Fox (conducido por Diego Ripoll)
  • El concurso Misión 24 (inspirado en la serie 24)
  • Especial de 10 años de Los Simpson para Fox Latinoamérica. Lo condujo Mario Pergollini.
  • La Chica FX, primera temporada; Canal FX Latinoamérica, (2006).
  • Adelantadas en el mundial; durante la Copa Mundial de Fútbol de 2006 para FOX Life
  • Adelantadas en Colombia; desde el fin de la copa del mundo, en 2006 para FOX Life
     
  • Sexo Urbano; HBO (2005)
  • Rally MTV; MTV Latinoamérica (2007)
  • El Especial de los Mtv Video Music Awards Latin America 2001, presentado por Mario Pergollini.
  • Sexo, moda y Rock and roll, para People and arts Latinoamérica en 2003. Lo condujo Gustavo Cerati.
  • Intimidades; PlayBoy Tv (2006)
  • TNT Latinoamérica:
  1.  Pasaporte a la fama; (2003)
  2.  Proyecto 48 y Directores Latinos; (2003-)
  3.  Proyecto ONG (2006-2007) 

  • Travel Channel EE.UU.
   1. Ecolux (2007-) 

  • Discovery Home and health
  1. La llegada del bebé (2008)
  2. Dulces sueños (2008) 

  • Discovery Channel
  1.       Falklands: How Close to Defeat? ("Malvinas: la historia que pudo ser")
  2.       Silencio en Juárez
  3.       Santo Milagro
  4.       Ni una más
  5.       Huella Latente

INVERSIONES

  • X4 104.3 FM. Emisora de Radio
  • 4kstore.com. Sitio Web
  • Datafull. Sitio Web

Trade Mark: 

 La ironía.

 Eterna adolescencia.


9 people like this

Share
Related Articles

Photo Gallery

Suggested posts
Follow Youbioit






Comments

hoy me llamaron con una

hoy me llamaron con una grabación donde figuraba tu nombre, a fin de colaborar con mi nº de documento, con Greenpeace, mi duda es si reamente sos vos el de la llamada o fui engañada ...soy jubilada con la mínima si me sacan algo...ya no trabajo en cariló

Post new comment

The content of this field is kept private and will not be shown publicly.