Principal

           Comentar publicación Español
x

Elige tu idioma

EnglishEspañol

Cómo se cotiza un bono

Ver en modo diapositivas

 

Cómo se cotiza un bono

 

Fotos en el album: 16

 

Cuando un país pide un crédito a una entidad financiera internacional, el estado le entrega una determinada cantidad de bonos al ente acreedor (el que presta) para certificar que le debe pagar en una determinada cantidad de períodos o cuotas indicadas en cada bono, el monto del préstamo más los intereses establecidos. Por ejemplo si el país recibió 1.000 millones de dólares y los debe devolver en 10 cuotas anuales (una vez por año), cada año deberá pagarle a la entidad prestamista 100 millones de dólares (1000 millones / 10 = 100 millones) más los intereses correspondientes al período.

A diferencia de un pagaré que solamente puede estar en manos del acreedor que realizó el préstamo, los bonos pueden ser vendidos a inversores y especuladores financieros que quieran comprar los derechos de acreedor de la deuda en cuestión.

Cuando el país se encuentra en buena situación económica y crecimiento sostenido, el país puede pagar con regularidad sus cuotas de la deuda que contrajo. Por lo tanto la entidad acreedora recibe periódicamente los pagos y a cambio le devuelve al país una cantidad de bonos equivalente al monto que ha recibido, saldándose así una fracción de la deuda. Una vez que se haya amortizado (saldado) toda la deuda los bonos tienen que haber sido devueltos todos y ya el país no tiene ninguna obligación de pago con el acreedor.

Sin embargo cuando la economía del país entra en recesión y hay un alto déficit fiscal (se gasta más de lo que ingresa a las arcas públicas), el precio de los bonos de esa deuda cae por debajo de su valor nominal o real y los acreedores temen que el país deudor cese los pagos en cualquier momento, por lo que deciden deshacerse de esos bonos vendiéndolos a un precio inferior a su valor real a personas que estén interesadas en esperar que el país se recupere o simplemente quieran arriesgarse a confiar en que el país seguirá pagando (el negocio para los compradores de bonos de riesgo es conseguir a un precio más bajo que su valor nominal estos bonos depreciados y luego cobrar la totalidad de la deuda con su valor nominal más intereses, mientras que para los que venden los bonos y temen que el país no pueda seguir amortizando la deuda se trata de asegurarse una ganancia ya, antes de que el precio de los bonos siga cayendo en el mercado).

Cuando el país cae en crisis total y no puede seguir pagando su deuda, se declara en default (suspensión de pagos de deuda) y los precios de los bonos de sus deuda se desploman a montos muy por debajo de su valor nominal. Es cuando esos bonos se denominan bonos de alto riesgo o bonos basura, porque se consideran incobrables (por lo menos a corto plazo). Ahí aparecen los fondos de capital de riesgo, también conocidos como fondos buitres, y compran la mayor cantidad de bonos basura posible a precios irrisorios (a veces hasta un 10% del valor nominal de los bonos), y esperan que el país se recupere y pueda volver a pagar la deuda. Entonces mediante distintas herramientas que tienen a su disposición (presiones políticas, demandas judiciales en cortes que les son favorables, llegada a los medios de comunicación, etc), intentan cobrar la totalidad del valor nominal de sus bonos más los intereses.

<< Volver a Qué son los fondos buitres

Sé el primero al que le gusta
Compartir


Sigue a Youbioit




Comentarios

 Muy buena info sobre cómo

 Muy buena info sobre cómo cotiza un bono. Me viene genial porque no lo terminaba de entender. Gracias!