Principal

      Comentar publicación Español
x

Elige tu idioma

EnglishEspañol

FIAT 500 Topolino

Ver en modo diapositivas

 

FIAT 500 Topolino

 

Fotos en el album: 299

 

En 1936, FIAT lanzó el que sería su modelo más popular hasta 1955 y el primero de la marca en superar las 500.000 unidades producidas. Se trataba del FIAT 500 Topolino (topolino en italiano significa pequeño ratón, pero también es como se denomina al Ratón Mickey en Italia). La idea de producir este modelo surgió en los años 30s, cuando el dictador Benito Mussolini llamó a Giovanni Agnelli -que por aquel entonces era senador- para comunicarle la necesidad de fabricar un automóvil barato del tipo coche del pueblo, a un precio aproximado de 5.000 liras italianas, para que una mayor parte de la población tuviera acceso al automóvil. Esta era una tendencia en los gobiernos facistas de la época, de hecho, Hitler haría lo mismo en Alemania al ordenar el diseño de un automóvil barato al ingeniero Ferdinand Porsche, que terminó siendo el Volkswagen Escarabajo.

Como los directivos y personal técnico de la empresa pensaban que no podrían proporcionar este tipo de producto a corto plazo, ya que se encontraban trabajando en los otros modelos que FIAT comercializaba, tenían dos opciones; una era diseñar un vehículo a partir de las tecnologías de modelos ya desarrollados y la otra era encargar el proyecto a Oreste Lardone, un técnico que ya había diseñado un prototipo de vehículo pequeño y económico. La empresa optó por la segunda solución y decidió entregarle un grupo de técnicos y trabajadores a Lardone para desarrollar su proyecto, que se trataba de un coche pequeño, económico, que tendría un motor de aproximadamente 500 cc, refrigerado por aire y de tracción delantera.

En verano de 1931, el primer prototipo estaba listo para ser probado. Agnelli estaba impaciente por verificar el producto y telegrafiarle a Mussolini que el proyecto estaba listo. Sin embargo, durante la prueba, a los pocos kilómetros recorridos, debido a una fuga de combustible, el motor generó un incendio que se propagó inmediatamente, obligando a los pasajeros a saltar del vehículo. Agnelli ordenó que no se diseñaran más vehículos con tracción delantera y despidió a Lardone del proyecto. De esta manera, el proyecto de un coche del pueblo quedó un poco en el olvido, hasta que el 24 de octubre de 1932, durante una visita oficial de Mussolini a la fábrica, le recordó a Agnelli su compromiso.

Entonces, el proyecto fue entregado a Dante Giacosa, un joven ingeniero que había participado en el diseño del FIAT 508 Balilla. Luego de meses de trabajo, Giacosa terminó un diseño que contaba con innovaciones que permitían reducir el peso del vehículo y los costos de producción. Su motor era de cuatro cilindros con válvulas laterales. Para disminuir aún más los costos y el peso del automóvil, Giacosa eliminó la bomba de alimentación de combustible al motor y desarrolló un sistema de alimentación de combustible por gravedad. Satisfechos los directivos de la empresa, autorizaron la construcción de prototipos del FIAT 500.

El prototipo final se puso a prueba el 7 de octubre de 1934, en un recorrido de varios kilómetros por caminos de tierra para verificar la solidez de la suspensión. Durante el último tramo por autopista, logró alcanzar una velocidad de 82 km/h.

En un primer momento, se eligió para este modelo el nombre de FIAT Topolino, a causa del enorme éxito que tenía por aquel entonces en toda Europa, el personaje del Ratón Mickey, ya que nada mejor que un nombre popular para un automóvil popular. Aunque el día de su presentación oficial en la residencia de Mussolini de Villa Torlonia, el 10 de junio de 1936, se lo presentó con el nombre de FIAT 500. El 15 de junio de 1936, comenzó su comercialización a un precio de 8.900 liras italianas, bastante más que el precio inicial proyectado. A pesar que su nombre oficial era FIAT 500, desde un primer momento se lo conoció más por su nombre popular Topolino, por lo que ambos terminaron fusionándose en FIAT 500 Topolino. Este vehículo ayudaría a sumar más automóviles al parque automotor italiano, que por aquel entonces contaba con tan solo aproximadamente 222.000 automóviles, en un país de 42 millones de habitantes, una proporción diez veces inferior a la de Francia y cuarenta veces inferior a la de Estados Unidos.

El FIAT Topolino fue el primer supermini de la compañía. Se trataba de un pequeño vehículo de dos puertas, de 3,21 metros de longitud y peso vacío de 550 kg. Venía con un motor delantero de cuatro cilindros en línea de 569 cc y válvulas laterales, que generaba 13 HP de potencia. Su transmisión a las ruedas posteriores era de cuatro velocidades y su velocidad máxima de 85 km/h.

Esta primera versión del FIAT 500 Topolino, se produjo hasta el año 1948 (actualmente se la conoce con el nombre de 500A), cuando fue sustituida por la versión 500B Topolino. La versión 500B, estéticamente era muy similar a la anterior. La mayoría de los cambios fueron mecánicos, para mejorar así su rendimiento. Tenía el mismo motor, pero mejorado, ya que le permitía generar una potencia de 16 HP y llevar al automóvil hasta una velocidad máxima de 95 km/h. Tenía un menor consumo de combustible, su chasis recibió varias mejoras y contaba con amortiguadores hidráulicos telescópicos en las cuatro ruedas que mejoraban su suspensión. Opcionalmente, también venía equipado con calefacción.

La versión 500B también se ofrecía en formato ranchera de tres puertas (dos laterales y una posterior), que se llamaba 500B Giardiniera Belvedere y se caracterizaba por los paneles de madera laterales, al estilo Woodie que tenían algunos modelos de automóviles estadounidenses de la época.

La versión 500B se produjo durante un año, cuando fue sustituida por la versión 500C. Esta nueva versión comenzó a producirse en 1949 y presentaba varias modificaciones en su carrocería, que entre otras innovaciones, ahora venía con faros delanteros incorporados en su estructura. También se ofrecía en formato descapotable sedán y furgoneta. En 1951, se agregó el formato Belvedere (ranchera) del 500C, pero sin paneles de madera.

Además de Italia, el FIAT Topolino también fue producido en otros países, entre ellos Francia (donde la versión 500A era conocida como Simca 5 y la 500B como Simca 6), Austria, Polonia y Alemania. El formato sedán se produjo hasta 1954, mientras que la Belvedere hasta 1955. En total, se produjeron 519.847 unidades del FIAT 500 Topolino en todas sus versiones, habiendo dejado una huella indeleble en la historia del automovilismo.

Esquina superior izquierda: FIAT 500A Topolino del año 1936. E
squina superior derecha: FIAT 500A Topolino del año 1936. Medio izquierda: Furgoneta FIAT 500. Medio derecha: FIAT 500C Topolino. Esquina inferior izquierda: FIAT 500 C. Esquina inferior derecha: FIAT 500 B Giardiniera Belvedere.

<< Volver a Historia del automóvil - Parte 11

Crédito de las fotografías:

A 1 persona le gusta
Compartir


Sigue a Youbioit