Principal

      Comentar publicación Español
x

Elige tu idioma

EnglishEspañol

Separación por cromatografía

Ver en modo diapositivas

 

Separación por cromatografía

 

Fotos en el album: 40

 

La cromatografía es una técnica utilizada para separar soluciones líquidas o gaseosas. Sin embargo, se aplica para separar pequeñas cantidades ya que su uso principal es para identificar a las sustancias que componen a una mezcla y no para recolectar grandes cantidades de componentes de una mezcla.

Usualmente se la utiliza en exámenes para detectar drogas en orina y sangre. Además es útil en los análisis para la detección de sustancias tóxicas disueltas en el agua. Los especialistas forenses también se aprovechan de esta técnica en escenas de crímenes para comparar sustancias que puedan servir de evidencia vinculada a sospechosos.

La cromatografía se basa en la diferencia de atracción que tienen las sustancias de una mezcla hacia dos sustancias encargadas de separarlas. Cada una de estas dos sustancias encargadas de separar a las soluciones se denominan fase móvil y fase estacionaria.

Por ejemplo, si lo que se busca es conocer qué pigmentos forman parte de un determinado tipo de tinta soluble en agua, se puede utilizar un tipo de técnica cromatográfica llamada cromatografía en papel (existen varias clases de técnicas cromatográficas que se utilizan según las sustancias que se quieren analizar). Primero se dibuja en un papel absorbente un punto circular grande con la tinta que se va a analizar. Luego el papel absorbente se coloca en un recipiente con agua y se deja al punto circular ligeramente por encima del agua. El agua es absorbida por el papel y comienza a ascender a través de éste. Mientras asciende el agua y atraviesa al punto dibujado, disuelve a los distintos pigmentos que componen a la tinta y los arrastra consigo a lo largo del papel. Cada pìgmento se mueve a una velocidad distinta porque es atraído por el agua con un intensidad distinta, esto significa que el nivel de solubilidad en agua de cada pigmento es distinto. De esta manera, los pigmentos que componen a la tinta del punto dibujado quedan separados.

En este ejemplo, el papel es la fase estacionaria, dado que no se mueve, mientras que el agua es la fase móvil, ya que asciende a través del papel y disuelve a los pigmentos que componen a la tinta. Los pigmentos son atraídos tanto por el papel como por el agua, pero con distinta intensidad. Los pigmentos que son atraídos con más fuerza por el agua se mueven más rápido, mientras que los que son atraídos con más fuerza por el papel, son más difíciles de arrastrar por el agua.

Cada pigmento deja una línea, mancha o rastro de distinto tamaño y color. Cada uno de estos rastros o manchas es característico de cada sustancia, por lo que de esta forma se puede conocer de qué clase de sustancia se trata.
 
Etimológicamente, el origen de la palabra cromatografía proviene del griego chroma (se pronuncia jróma) que signica color, y de gráfein que en griego significa escribir o registrar. Por lo tanto, el término cromatografía vendría a significar registro de color de cada sustancia analizada.

<< Ir al artículo: Qué son las disoluciones y cómo se forman
 
 
Fuentes de información:

  • Chemistry - 2nd Edition (Separating solids from liquids, páginas 18 y 19). Autores:John S. Holman, Phil Ston. Publicado por: Nelson Thrones (año 2001). ISBN: 0-7487-6239-6 (en inglés)
  • Living Science Chemistry for Class 6 (Capítulo 3: Pure and mixed Substances. Separation of substances, páginas 23 a 28). Autor: Pronita Das. Publicado por Ratna Sagar
  • History of Chromatography - Sitio Web de la University of Michigan (en inglés)

 
Crédito de la fotografía:
Creada por dream.

A 1 persona le gusta
Compartir


Sigue a Youbioit